El juicio de la historia (desde La Silla Vacía)


Desde La Silla Vacía publican el siguiente artículo:

El juicio de la historia

Dentro de 30 o 40 años cuando algún investigador en una universidad colombiana o extranjera quiera hacer un trabajo sobre los ocho años de gobierno de Álvaro Uribe acudirá a los archivos oficiales y sentenciará –solo basado en documentos judiciales- que se privilegió el fin sobre los medios, que en el propósito de derrotar militarmente a la guerrilla se usaron métodos no solo ilegales sino antidemocráticos y que el conjunto del gobierno se impregnó de una especie de cultura de la ilegalidad que causó escándalos de corrupción y graves violaciones a los derechos humanos.

Ese investigador encontrará sentencias de la Corte Suprema de Justicia que condenan al Secretario General (hoy Ministro) de la Presidencia de la República, a dos directores del Departamento Administrativo de Seguridad, al menos a un Ministro, si es que para entonces no ha terminado el juicio contra Sabas Pretelt, por diversos delitos. Encontrará que el jefe de seguridad de la Casa de Nariño fue extraditado y condenado por relaciones con el narcotráfico en los Estados Unidos.

Tendrá los llamamientos a juicio, si es que para entonces no se ha terminado el proceso, de personas que promovían con medios ilegales un referendo para buscar la permanencia de Uribe en el poder. Podrá documentar con la sentencia de la Corte Suprema de Justicia sobre los medios usados por el Gobierno para conseguir la mayoría en el Congreso para modificar la Constitución con el fin de autorizar la reelección del Presidente.

La historia contará que en ese período -2002 a 2010- desde la Presidencia de la República, según dice la Corte Suprema- se ordenaba perseguir a los opositores políticos y usar medios ilegales para conseguir información sobre sus actividades y vida familiar.

El investigador encontrará un cúmulo de decisiones judiciales que condenan a centenares de militares que, durante ese período- 2002 a 2010- incurrieron en múltiples violaciones a los derechos humanos. endrá que contar que ¡¡más de 3.000!! jóvenes fueron víctimas de asesinato por parte de agentes estatales que los hacían pasar como guerrilleros sin serlo. Dirá que el gobierno se estrenó, en agosto del 2002, con una operación militar en una comuna de Medellín en la que fueron muertos o desaparecidos jóvenes sindicados de ser miembros de milicias urbanas por lo que la justicia e incluso la Procuraduría sancionó a los comandantes de la operación.Encontrará decenas de condenas judiciales a políticos cercanos al gobierno condenados por relaciones ilegales con paramilitares para beneficiarse electoralmente del poder armado ilegal de esos grupos.

Los historiadores se preguntarán por la actitud del jefe del Estado durante ese período. No habrá, o al menos hasta ahora no las ha habido, evidencias, ni condenas  judiciales en su contra. El investigador riguroso se quedará con lo que esté judicialmente probado y no podrá acusar a Uribe de cometer delitos o de ser jefe de una banda si la justicia no lo ha determinado así. Pero podrá –eso sí- evaluar políticamente la conducta del Presidente.

Para leer completo este artículo, pueden ir al enlace de La Silla Vacía: http://lasillavacia.com/node/49667

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Colombia, Controversia, Debates, Denuncias, Estadísticas, Investigaciones, Noticias y artículos, Seguridad

¿Cuál es su comentario de este artículo?

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.