Inicio » Actualidad » La gran batalla contra la corrupción es la cultural (desde Dinero)

La gran batalla contra la corrupción es la cultural (desde Dinero)


Desde Dinero de Colombia publican el siguiente artículo:

La gran batalla contra la corrupción es la cultural

Para nadie es un secreto que la corrupción ha vuelto a posicionarse nuevamente como uno de los temas prioritarios de preocupación en la sociedad colombiana. La gran encuesta de Invamer muestra por ejemplo, una evidente tendencia en las principales preocupaciones de los colombianos y consecuentemente en las prioridades políticas, económicas y sociales vigentes. A la pregunta ¿Cuál es el principal problema que debe ser resuelto con el próximo presidente de Colombia?, la mayoría de los ciudadanos identificó el desempleo, la salud y la corrupción como los temas más graves de urgencia e importancia para los colombianos.

Pululan los estudios, los foros, los documentos, las reflexiones, los artículos y las conferencias, sin embargo no logramos llegar al fondo de un asunto tan complejo como destructor de valor social.  Y es que, hay una suerte de arraigo cultural en actitudes, acciones y disposiciones personales de los ciudadanos que propician, en el día a día, una cultura proclive a la corrupción. Quizás hace parte de esta proclividad, la terrible herencia de la cultura perversa y mafiosa que nos deja la historia reciente del narcotráfico en Colombia en la cual una buena mayoría de ciudadanos sienten -y saben- que pueden estar por encima de la ley lo que les permite usar con naturalidad, la hoy muy famosa sentencia: “o es que acaso ¿usted no sabe quién soy yo?”…

Esa sensación (certeza en algunos casos) de estar por encima de la legalidad se expresa y se asume de forma casi inconsciente en los compartimientos de todos los días de los miembros de la sociedad.  En ese entorno: mentir, engañar, abusar de la confianza y del poder, ocultar información, maltratar, despreciar, humillar, robar… empiezan a convertirse en acciones y decisiones ya no solamente aceptables, pues ya ni siquiera se entienden como corrupción, sino tristemente incluso “deseables” y “recomendables” en todas las instancias de la sociedad: la empresa, el gobierno, la escuela, la vía pública, la familia… desde lo más simple y pequeño, hasta lo más grande y complejo.

Para leer completo este artículo, pueden leer el artículo de Dinero: http://www.dinero.com/opinion/columnistas/articulo/batalla-contra-la-corrupcion-es-cultural-por-victor-malagon/246439

Anuncios

¿Cuál es su comentario de este artículo?

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s