Inicio » Actualidad » Las voces y personajes que no están de acuerdo con Rock al Parque (desde Shock)

Las voces y personajes que no están de acuerdo con Rock al Parque (desde Shock)


Desde Shock publican el siguiente artículo:

Las voces y personajes que no están de acuerdo con Rock al Parque

El lunes 2 de julio de 2012, la banda bogotana 1280 Almas llevó a cabo su última presentación en Rock al Parque. Antes del cierre que ofrecería el argentino Charly García, se escuchó a su vocalista Fernando del Castillo dar las gracias y decir que no los volvieran a invitar. Justo festejaban 20 años de vida musical y lo hicieron despidiéndose y diciendo que no los volvieran a invitar o llamar para el festival. Parecía un chiste, pero no lo era. Las Almas se despedían y dejaban así abierta la puerta para que las nuevas generaciones pudieran estar en él. La despedida venía enmarcada en un momento en el que la banda continuaba su proceso de existencia en la escena nacional bajo una propuesta independiente, pero también en una situación que no ha dejado de suceder desde los años noventa.

Desde sus inicios, las críticas o disidencias hacia Rock Al Parque han sido telón de fondo de su desarrollo. Han hecho referencia a temas artísticos (procesos de selección y escogencia de los participantes), fechas de realización (de mayo y junio pasó a noviembre, y luego a julio), horarios de presentación de las bandas (algunas tocan muy temprano y otras muy tarde).

¿Pero qué hay detrás de este tipo de acciones u opiniones para decirle no al festival?

El NO puede ser tan amplio como restrictivo. Puede ser un rechazo a sus políticas o manejos burocráticos pero también un NO como manera de decir que no se está de acuerdo en su propuesta o alcance. Detrás de esto, existen diferentes voces que dejan en claro cuál es su visión sobre uno de los temas más álgidos de la movida musical capitalina de las últimas dos décadas. Todo esto dentro de un marco de existencia musical.

Se habla de tres movimientos musicales en cuanto al rock en la ciudad de Bogotá. Tres miradas que pueden ser como planetas en fuego. Cada uno buscando su lugar y momento. Cada una buscando su órbita. En ocasiones colisionando y volviéndose más fuertes; pero siendo maneras de comprender la situación del rock en la ciudad:

  1. Rock al Parque como rock estatal. Financiado por dineros públicos y con la idea de ser una ventana para los grupos locales que año tras año se presentan. Es algo que viene sucediendo desde 1995 y que sigue hasta la actualidad.
  2. Rock privado. El que se gesta a través de los promotores privados de conciertos y festivales que contratan a bandas y artistas para sus eventos pero que no siempre apuestan por lo nuevo o lo consolidado independiente local. Una expresión en la cual intervienen marcas y patrocinadores y que acude a estrategias de visibilización y comercialización a través de la música.

  3. Rock independiente o autogestionado. El que se genera con una dinámica propia que busca mantener su visibilidad y permanencia a través de sus propios eventos, convocatorias, medios y espacios. Hecho a pulso desde los años sesenta y que si bien para algunos es poco definido o no es posible ver de manera amplia, para otros es su motivo de vida.

Para leer completo este artículo, pueden ir al enlace de Shock: https://www.shock.co/rock-al-parque-2017/las-voces-y-personajes-que-no-estan-de-acuerdo-con-rock-al-parque

Anuncios

¿Cuál es su comentario de este artículo?

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s