A Uldarico no le hizo falta poner Alcalde (desde La Silla Vacía)


Desde La Silla Vacía publican el siguiente artículo:

A Uldarico no le hizo falta poner Alcalde

Uldarico Peña, uno de los empresarios de taxis y líderes de ese gremio más polémicos de Bogotá, falleció el pasado domingo considerado todavía como un superpoderoso de la ciudad.

Hasta que estuvo al frente de Taxis Libres, la empresa más grande de taxis de Bogotá, un guiño suyo tenía el potencial de paralizar la ciudad (aunque el final esa capacidad recayó más en otros líderes). Y esa, que ya era mucha, fue su mayor capacidad de influencia, pues el supuesto poder electoral que le endilgaban era más un mito que realidad.

Y solía darle su venia al candidato que más le gustaba o se acoplaba a sus intereses, pero en la práctica nunca demostró una gran fuerza electoral.

Por ejemplo, a Antanas Mockus le manifestó su respaldo en su segunda campaña a la Alcaldía, en 1999 e incluso se identificaba como “mockusiano”. Pero, como lo contó Dinero  el empresario le puso 2.700 votos.

Es decir, una votación tan pequeña (apenas para elegir un edil), que difícilmente inclinaría la balanza a favor de alguien. Mockus, para tener una idea, ganó con 681 mil votos frente a Maria Emma Mejía, que obtuvo 536 mil.

Lo que sí logró en el gobierno de Mockus fue paralizar la ciudad un día con el paro que lideró, junto a otros empresarios de taxis y buses, el 2 de agosto de 2001, cuando les impusieron el Pico y Placa.

Alicia Eugenia Silva, entonces secretaria privada de Mockus, recuerda que a pesar de la presión no hubo negociación con los taxistas y que incluso mandó a poner multas a todos los que obstruyeron vías. La medida no se modificó y los taxistas terminaron conciliando con el Alcalde.

En 2002, Uldarico apoyó a Juan Lozano, que perdió contra ‘Lucho’ Garzón. “La gente me decía que tenía mucho poder, pero con ese resultado no lo demostró”, nos dijo Garzón, que, en todo caso, lo sintió como un aliado. En eso ayudó la buena relación de su Secretario de Gobierno, Juan Manuel Ospina, con el empresario. Era preferible tenerlo en el bolsillo.

En las elecciones de 2015, Rafael Pardo recibió el apoyo de un sector de taxistas porque los apoyaba de frente en medio de las críticas por mal servicio que se generalizaron cuando llegó Uber con su servicio de lujo.

Ahí estaba Uldarico, pero ese apoyo, de nuevo, no fue suficiente para una victoria, ya que Pardo perdió por 140 mil votos, una diferencia que el gremio de taxistas no hubiera podido cambiar.

Para leer completo este artículo, pueden ir al enlace de La Silla Vacía: http://lasillavacia.com/silla-cachaca/uldarico-no-le-hizo-falta-poner-alcalde-66007

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Colombia, Comunidades, Controversia, Debates, Elecciones, Estadísticas, Grupos, Noticias y artículos, Transporte

¿Cuál es su comentario de este artículo?

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .