La desfinanciación de la universidad pública (desde Razón Pública)


Desde Razón Pública redactan el siguiente artículo:

La desfinanciación de la universidad pública

El próximo 10 de octubre, los estudiantes y profesores de distintas universidades se movilizarán para denunciar la falta de financiación de las universidades públicas.

La movilización ha sido convocada por distintos sectores políticos, y también participarán de ella la Federación Colombiana de Trabajadores de la Educación (FECODE) y el sindicato del Servicio Nacional de Aprendizaje (SENA).

Se trata de un tema de gran importancia, primero, porque la educación permite a los individuos desarrollar plenamente su potencial humano, científico y cultural. Y segundo, porque la falta de apoyo estatal a la educación pública tiene graves implicaciones sociales, económicas y políticas, a pesar de que estas universidades en gran medida se han construido con sus propios esfuerzos.

Una de las causas más claras de la crisis de las universidades públicas fue el programa Ser Pilo Paga (SPP). Bajo el pretexto de aumentar la equidad del sistema, el SPP  fue apenas una vía para transferir los dineros públicos a las universidades privadas. Y sin embargo, como bien lo advirtió Julián de Zubiría en Razón Pública, una vez acabado el SPP existe el riesgo de que las universidades públicas se queden “sin el pan y sin el queso”, es decir, que los ochocientos mil millones de pesos que se destinaban al programa no vayan para la educación, sino para otros sectores.

Esta sospecha no es descabellada: en tiempos de austeridad fiscal, el gobierno del presidente Duque aumentó el presupuesto para el sector Defensa en más del 50 por ciento con relación al año pasado.

Pero la falta de financiación para las universidades públicas no es un problema tan reciente como puede parecer.

Según la Ley 30 de 1992 el presupuesto para las universidades públicas debería reajustarse cada año con la tasa de inflación, es decir con el Índice de Precios del Consumidor (IPC). Esto implica por supuesto que las universidades públicas no disponen de recursos para  mejor sus servicios, aumentar la planta de profesores o construir nuevas instalaciones. Por eso, ¡desde hace 26 años!, las universidades han tenido grandes dificultades para desarrollar nuevos programas o cumplir con las metas programadas.

Este tipo de leyes demuestran que la educación pública no ha recibido la atención que merece ni ha sido una prioridad de los gobiernos sucesivos. Esto a pesar de las buenas intenciones de la Constitución de 1991, que trató de promover la educación superior al otorgarles mayor autonomía a las universidades, al disponer el desarrollo de sistemas de acreditación e información o al promover la internacionalización, entre otras medidas de fomento.

Para leer completo este artículo, pueden ir al enlace de Razón Pública: https://www.razonpublica.com/index.php/econom-y-sociedad-temas-29/11466-la-desfinanciación-de-la-universidad-pública.html

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Colombia, Comunidades, Controversia, Debates, Denuncias, Economía, Educación, Estadísticas, Investigaciones, Leyes y Decretos, Noticias y artículos, Universidades

¿Cuál es su comentario de este artículo?

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.