Archivo mensual: octubre 2022

EL DUELO PSICOLÓGICO EN PERSONAS QUE NO PUEDEN CONCEBIR

EL DUELO PSICOLÓGICO EN PERSONAS QUE NO PUEDEN CONCEBIR

  • En Colombia, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Demografía en Salud del 2015, el 12,1% de las mujeres de 15 a 49 años que desean uno o más hijas e hijos, han tenido problemas de fertilidad.
  • Las parejas o personas que inician un tratamiento de reproducción asistida, deben tener un acompañamiento psicológico desde el primer momento para acompañar el duelo en estos casos.
  • La situación de mayores tasas de infertilidad se concentra en el grupo de mujeres de 40 a 44 años con el 25,4%.

Actualmente la infertilidad es una problemática que llega a afectar a 1 de cada 6 parejas, lo que genera que tengan inconcluso su plan de tener hijos, además, la Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que, 186 millones de personas en el mundo se ven afectadas a causa de la esterilidad y la infertilidad. En Colombia ya es considerada como una enfermedad que desencadena problemas psicológicos en las parejas o individuos.

Cuando las parejas tienen problemas para concebir, deben iniciar todo un proceso psicológico, según Isabel Gómez, psicóloga de la clínica de reproducción asistida Eugin. Lo primero que se debe hacer en esos casos es evaluar la situación, y saber ¿qué está pasando con esa pareja?, pues, la mayoría de las personas que llegan a una entidad especializada en reproducción asistida y empiezan su proceso, han vivido la infertilidad y esto implica un duelo al saber que no pueden concebir de manera “natural”, incluyendo el duelo en relación cómo madre, padre, o esposos, y su autoestima o autovalía, siendo así la infertilidad un tema transversal que puede afectar varias áreas de la persona.

Por eso debe tratarse con mucho respeto y tacto a estas parejas que inician estos procedimiento, pues ya han tenido una historia con esta problemática, y son historias que  “por la consulta que revisamos en Eugin, evidenciamos que no tienen una validez social, es decir, que el dolor o duelo que ellos han podido vivir no es tan aceptado socialmente y por tanto, no han sido tratados, allí es donde médicos expertos en el área de psicología de nuestra clínica inician por notar las necesidades de estas personas y darles un lugar para que ellos mismos las evidencien y trabajen brindándoles las herramientas que requieran para llevar a cabo el procedimiento de la mejor manera posible” anota la doctora Gómez.

Cabe resaltar que en estos casos llegan a existir frustraciones por el duelo que han pasado las parejas o individuos y una de las respuestas puede ser la depresión, entendiendo que esta es una condición clínica, por lo que requiere un proceso psicoterapéutico a profundidad, afirma la psicóloga Isabel Gómez.

Por ello, la reproducción asistida llega a ser una mejoría para las personas, dado que les ayuda a recuperar la esperanza y cumplir ciertas metas y objetivos, convirtiéndose en una alternativa reparadora a nivel emocional, sumando que pueden volver a recuperar su confianza y autovalía, y en algunos casos puede dinamizar la relación.

Es importante saber que la reacción y los cambios que presentan los padres que finalmente logran tener un hijo es totalmente reparadora, tanto para parejas como individuos, porque es la oportunidad de finalmente cumplir lo que tanto soñaron y creían que no se podía vivir, teniendo en cuenta que estos casos son embarazos completamente deseado, impactando de manera positiva en estos procesos.

En Colombia es un tema nuevo el duelo que viven estas personas, pues es común escuchar este término en pérdidas de algún ser querido, enfermedades y demás, pero no se habla del duelo que implica la infertilidad o los tratamientos relacionados y este juega un papel fundamental porque cuando alguien requiere estos tratamientos, llega con demasiado dolor y lo ideal, según la experta de una de las clínicas con mayor experiencia en Colombia es ser una alternativa cálida y reparadora para las personas y parejas.

MARTE COMUNICA

Periodista de bienestar: Valentina Cruz.

Número de celular: 321 343 51 27

Coordinador logístico: Héctor Duque.

Número de celular: 311 275 54 66.

Anuncio publicitario

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Ciencias, Colombia, Controversia, Enfermedades, Estadísticas, Investigaciones, Noticias y artículos, Psicología, Salud

CUENTO: OTAKU, EMPRESARIA, SEIYUU: RECUERDOS LICEÍSTAS

OTAKU, EMPRESARIA, SEIYUU: RECUERDOS LICEÍSTAS

Por: Juan Carlos Quenguan Acosta.

 

I

Los jóvenes estudiantes de undécimo grado de bachillerato académico de uno de los liceos más reconocidos del Centro de Bogotá, charlaban y compartían sus deseos e ilusiones: algunos les gustaban el género musical rock de la década de los ochentas del siglo veinte, otros de la salsa de los barrios bajos de Nueva York de las décadas de los sesentas y setentas del mismo siglo; otros insistían en su pasión por los equipos de fútbol, sean colombianos, brasileros, argentinos o europeos, y no faltaba los que les gustaba compartir materiales en revistas, afiches o laminitas de la temática de anime japonés.

Susana, una señorita de cabellos rizados de color negro hacia sus hombros; Julieta, otra angelical joven de ojos verdes azulados, tez blanca de piel suave y cabello café claro lizo; y Andrés, un alto trigueño de aspecto flaco, eran de los pocos estudiantes de undécimo grado de bachillerato del Liceo, quienes gustaban la cultura pop japonesa, por ende, no se quedaban con aquellas series de anime que fueron transmitidas por la televisión abierta, sino que, buscaban información de series desconocidas por la red internet, más en especial, cuando cogían los computadores beige de pantallas grises oscuros en el salón de cómputo, sea para visitar páginas web estáticas, cuya aceptable información satisfacía sus conocimientos, o para compartir imágenes de sus personajes favoritos de las series de anime por correo electrónico.

Algunas veces, Andrés mostraba algunas revistas especializadas de anime y manga, publicadas en España, compradas de una pequeña tienda de artículos de anime en un bazar comercial del Centro, en medio de ventas de fotocopiadoras, impresoras y cartuchos de impresión.

—Me gustaría ir a esa tienda, sería un paraíso— comentó Susana, brillando sus ojos azules de ilusión.

Carlos mostraba dos tarjetas de presentación de la tienda a sus amigas de estudio.

—Sé que no podemos reunir después de clases para ir a la tienda, porque si lo hacemos, portando nuestros uniformes, estoy seguro que el asesor de disciplina nos pillaría… — advirtió cauteloso Andrés.

—Sería irnos un sábado por la tarde, ¿ellos atienden los sábados? — preguntó Julieta

—Sí, además, yo estaría por la tarde— respondió Andrés, contemplando con fijeza y cariño el tierno rostro de Julieta.

—Pues… Como tengo que comprar mercado con mi mamá, no podré acompañarlos— disculpó Susana.

—Claro, no te preocupes…— dijo Andrés.

—Pero eso sí, iré el otro sábado para conocer la tienda— manifestó decidida Susana.

Al llegar un sábado por la mañana, Julieta llamó por vía telefónica a Andrés, manifestando en no poder acompañarlo a la tienda de artículos de anime y manga, Andrés decidió ir solo hacia aquel establecimiento por la tarde, para comprar discos compactos grabables de material musical de las bandas sonoras de las series de anime japonés, del género de las chicas mágicas.

 

II

 

Pasaban los últimos meses del año lectivo escolar, tiempo donde los jóvenes liceístas se enteraron sobre los resultados obtenidos de los exámenes nacionales finales, donde las señoritas obtuvieron los mejores resultados que los jóvenes varones, pero eso no importó a los tres compañeros, quienes se felicitaron a punta de abrazos y sonrisas, poco entendible para los demás compañeros de clases, quienes mostraban molestia, apatía e inconformidad.

Al día siguiente, después de realizar prácticas deportivas durante la hora de educación física, el grupo de estudiantes de undécimo grado llegó al salón de clases para poner sus sudaderas, mientras charlaban sobre los preparativos para la celebración de la fiesta de grado.

En ese momento, llegaba en bata blanca la directora del curso de baja estatura, quien también era profesora de química, acompañada de dos estudiantes universitarias, llevando carpetas de hojas impresas.

—Muchachos, a raíz de los resultados de los exámenes del estado que hicieron, felicito a los que obtuvieron los altos puntajes, eso les ayudará en los resultados finales en cada una de las asignaturas, en cambio, los que obtuvieron bajos puntajes, ¡Pilas! Porque eso podría causar la pérdida del año y la no graduación. — Comentaba la directora del curso, quien cambió de tema —El motivo de hoy es que nos acompañan dos estudiantes de la universidad, del cual, tiene convenio con el Liceo, para realizar con ustedes un test de habilidades, destrezas y gustos, para saber ¿en cuál carrera universitaria les gustarían estudiar?

Ambas chicas se presentaron, explicaron el objetivo del test y pidieron a los alumnos para que se sentaran en los respectivos pupitres pintados de color grisáceo, para recibir dos hojas cada uno y realizar el test de manera silenciosa, en modo examen.

Para algunos liceístas, responder el test era una pérdida de tiempo, ya que tenían claro sus proyectos de vida; para otros, era una oportunidad de escoger la carrera universitaria que llamaba la atención; otros, como Julieta, Susana y Andrés, querían saber si sus conocimientos, destrezas y aficiones hacia la animación japonesa, puedan servir de algo en las carreras de pregrado que ofrecía la universidad y convertir en oportunidades para sus respectivos proyectos de vida.

Pasada una hora en responder las preguntas del test, cada estudiante entregó a las dos universitarias las hojas escritas a punta de lápiz mirado, todos se sentían satisfechos, ya que era la única de las pruebas que no exigía calificación.

Una semana después, los resultados de dicho test fueron entregados a cada una y a cada uno de los liceístas del último año de bachillerato, en el mismo salón de clases.

Al llegar el tiempo de receso, los tres amigos se sentaron en una de las butacas de color verde pintado, ubicado por debajo de uno de los pasillos del establecimiento escolar, al frente de la cancha de cemento y concreto para jugar microfútbol, baloncesto o vóleibol.

—Me tocó comunicación social— manifestaba Andrés, tras revisar tres veces al resultado del test.

—Lo mío fue administración de empresas— dijo enseguida Julieta.

—Y a mi me tocó artes escénicas— dijo Susana.

Pensativos, los tres se miraban, no sabían qué decir, si estaban conformes con los resultados, u olvidarlos.

—¿Será que los resultados no eran los esperados? — Preguntó Julieta.

—Pues… No sé si en Japón, para ser un dibujante de manga, se requiere estudiar diseño, o se puede hacer de manera empírica… Además, para ser actriz o actor de doblaje de voz, se podía requerir de actuación básica teatral, como lo hacen en México… — Comentaba Andrés.

—¿Será que debemos esforzar en las carreras que nos toca? —Preguntó Susana.

—¿Por? Si no creo que una administradora de empresas pueda tener cabida en el mundo de anime— cuestionó Julieta.

—Si no me equivoco, en una de las revistas que leí, decían que, todo en Japón funciona como empresas rigurosas… — Comentó Andrés.

—Además, ellos tienen sus métodos, como esa de mejoramiento… eeehhh, si no me equivoco lo que nos decía ese profesor cansón pastuso de Álvaro… —manifestó Susana, tratando de recordar.

—¿No es la mejora continua? ¿El Kaisen? — Preguntó Andrés.

—Sí, esa es— dijo alentada Susana.

—¿Saben? Si todo en la vida se trabajara como empresas, para generar ganancias, ¿por qué no se refleja en la economía japonesa? — Inquirió curiosa Julieta.

—Es posible que ellos ganan en mercadeo— afirmó Andrés.

—Seguramente, ellos logran ganar algo por allá, pero ¿qué tiene que ver eso con lo que nos gusta con los resultados del test? — Susana aterrizó en el tema principal de la preocupación.

—Tendrá que ver con nuestros proyectos de vida, además, si lo que estudiamos nos pueda llevar a lo más profundo de nuestras aficiones, estoy seguro que nos podrá beneficiar en algo… Si nuestros compañeros van por las carreras que les tocarán, pero no les gustan, es posible que no lograrán realizar sus propios proyectos— comentó sincero Andrés.

—Hagamos lo siguiente… Escogemos esas carreras que nos salieron del test, y como tenemos los números telefónicos de nuestras casas, más nuestros correos electrónicos, nos comunicaremos sobre nuestros movimientos y compartiendo nuestros gustos— propuso Julieta.

—¿Y qué tal si estudiamos toda la carrera universitaria que nos aconseja y dentro de seis años acordemos nuestra cita de reencuentro? ¿Quién quita que esos esfuerzos que proponemos hacer pueda servirnos para algo? — Propuso ilusionada Susana.

Sonrientes, Julieta y Andrés aceptaron, y acordaron entre los tres como una promesa de amigos, en cumplirla.

 

III

 

Pasaron las actividades escolares, los preparativos de los últimos saludos a la bandera durante la semana de la ciencia, de los exámenes finales de cada una de las asignaturas, de las fotos de recordatorio para el liceo, de los ensayos de la ceremonia de graduación en el auditorio de la universidad más cercana; todas cumplidas con cabalidad por parte de la gran mayoría de los estudiantes, quienes venían con las características chaquetas de colores contrastes entre blanco, morado y negro, de la promoción del año dos mil dos.

Dos días antes de la graduación, la directora del curso undécimo anunció los resultados finales a todos los estudiantes de grado. Tras escuchar los resultados, muchos se alegraron, entre ellos, los tres amigos, quienes se abrazaron con calor y felicidad por su gran logro de bachillerato.

Llegaba el día de la ceremonia, los egresados liceístas con sus uniformes puestos, se vistieron las togas y los birretes de azul rey, con listones blancos, enmarcados de dorado hilo, mostrando el escudo del liceo, con las letras y los números en línea vertical: PROM 2002.

La ceremonia era protocolaria, respetuosa, estricta, sencilla, sentimental; cuya programación era cumplida, del cual, entonaron himnos y canciones, leyeron discursos sólo para recordar lo dura que era la vida. Paso siguiente, el rector del liceo y la directora del curso entregaban diplomas, medallas y demás distinciones a los alumnos egresados, todo con tal de cambiar las bolitas y cuerdas de los birretes de izquierda a derecha, sin que nadie supiera el significado de ese detalle.

Susana, Julieta y Andrés sintieron en ese momento, no sólo como la finalización de los estudios complejos y poco entendibles del bachillerato, sino que sería la última vez que se verían como compañeros, como amigos, a pesar del pacto que prometieron días atrás.

Después de la ceremonia llena de fotos, de birretes lanzados hasta tocar el techo del auditorio y cogerlos, para revisar si era su birrete; las familias se acercaron hacia sus parientes graduados, los abrazaron y los besaron, luego de que los jóvenes entregaron las togas y los birretes al sastre que los alquiló.

Los tres amigos no pudieron ver, las familias los llevaron a sus casas.

 

IV

 

Mensajes venían por correo electrónico entre amigos, cada semana.

Andrés tenía su año sabático, colaborando con su padre en el negocio del asadero de pollos, Julieta era recibida en una de las universidades cercanas de la Avenida Circunvalar, después de presentar en los exámenes de ingreso, para estudiar la carrera de administración de empresas, Susana anduvo de viaje con sus padres a los Estados Unidos, para buscar la mejor opción de buscar su sueño como actriz.

Pasaba un año, la comunicación por correo electrónico era cada mes.

Susana regresó a Bogotá, después de rechazar la idea de sus padres en residencia en Norteamérica, sin lograr lo que quería, Andrés obtuvo media beca para estudiar derecho internacional y legislación aduanera en una de las recientes universidades de “garaje”, propuesto por su madre, para que no acompañara con su padre en el asadero; Julieta pasó los primeros dos semestres, de los más duros, pero también se los más entendibles.

Pasaron dos años más, los tres obtuvieron sus respectivos celulares, compartían imágenes de sus series de anime favoritos y videos cortos de fragmentos de algunos episodios de dichas series animadas.

Andrés se retiraba de aquella universidad de garaje, porque no tenía cómo pagar en los siguientes semestres, Susana logró capacitar en un taller de locución comercial, después, recibió un curso de actuación teatral, para seguir construyendo el proyecto de vida que tanto anhelaba; Julieta continuó estudiando en la universidad, acumulando seis semestres en administración de empresas.

Al siguiente año, lo único que se daban eran saludos y tarjetas navideñas virtuales, en ese momento, Andrés compartía una página web estática que había creado, mientras estudiaba la carrera tecnológica de producción de multimedia. Julieta no podía acceder, porque tenía varios trabajos universitarios, que no la dejaba tener tiempo libre, sólo podía visitar a aquella página web que creó Andrés, por las constantes noticias acerca de las series de anime y de las series de manga, provenientes de Japón. Susana escribía poco, porque tenía un importante proyecto de una empresa mexicana, pero no daba más detalles, porque era confidencial de la misma empresa, también visitaba la página web informativa que publicaba Andrés.

Había llegado el quinto año de comunicación por vía correo electrónico, Andrés era el único activo, enviando dibujos hechos por aplicaciones y herramientas virtuales para diseño gráfico, con ello, había creado una historieta de colegialas japonesas, más convirtió su página web en un sitio web dinámico, manejando con base de programación PHP, sin embargo, sus amigas no respondían ante sus mensajes.

 

V

 

Quince años después de la graduación de bachilleres liceístas de la promoción dos mil dos, Andrés cubría eventos masivos como ferias, festivales y convenciones de cultura pop japonesa, se enteró que Susana logró su objetivo en ser actriz de doblaje de voz latino, vio sus fotos con otras personalidades mexicanas, ahí contempló su belleza más allá de lo que reconocía cuando eran liceístas, tanto fue que la había dado como su amor platónico, por sus cabellos negros rizados que brillaban como el fuego azul, su piel más clara, sus labios pequeños de carácter sonriente y sus profundos ojos azules cielo. Aunque, no había olvidado su atracción por Julieta.

Andrés tenía un peso regular, a veces pasaba de kilos, pero siempre consultaba con el médico general de la entidad promotora de salud cercana de su casa, había acompañado a su madre en comprar mercados en Paloquemado todos los domingos, había ganado confianza y reconocimiento como periodista empírico, ya que, al ser productor de multimedia, podía tomar fotos desde su móvil celular y realizaba entrevistas y reacciones de voz, a través de un pequeño, pero sofisticado MP4, a diferentes personalidades de la cultura pop.

Había recibido invitaciones para realizar cubrimientos como prensa alternativa a uno de los recientes eventos del centro de convenciones de Bogotá, una convención de aficiones y pasatiempos más importante de Colombia y Sudamérica; en ese instante, Andrés se emocionó cuando anunciaron la visita de aquella actriz de doblaje de voz, para ello, preparó un paquete de regalos, en el cual, incluía fotos, lápices, tarjetas de regalo y un disco compacto con formato MP3 de canciones y bandas sonoras de sus series de anime favoritos. Estaba ilusionado de cabeza y deseoso de corazón para volver a ver a Susana, después de que ella y Julieta no contestaron a sus mensajes de correo electrónico y solicitudes de amistad en la red social Facebook.

 

VI

 

El día martes, antes del inicio de la feria de ferias, Andrés logró obtener la acreditación como prensa oficial, para cubrir a la convención, después, acomodó los horarios para estar pendiente y realizar el cubrimiento con la cámara de su celular y un pequeño dispositivo MP4 para grabaciones de entrevistas por audio, al igual que, un cuaderno de apuntes que lo regalaron de la alcaldía menor del centro de Bogotá, y un bolígrafo manchado de tinta negra, sin tapa. Todo ello los guardaba en la maleta de color negro, sin adorno.

El día jueves, primer día del evento, se daban anuncios por la gran mayoría de los medios masivos de comunicación, a través de notas publicitarias, cuñas radiales y comerciales de televisión. La convocatoria anunciada era atractiva, tanto que, los asistentes se emocionaron por las charlas, presentaciones, concursos, torneos y conciertos.

Andrés había llegado dos horas después, vistiendo una sudadera de color gris con bordados anaranjados, de forma acolchonada y ancha, ya que le gustaba portar prendas suaves, sin motas, ni ásperas.

Transcurridos los primeros tres días del evento, Andrés tomaba fotos, con precisión y enfoque, tal y como aprendió en producción de multimedia, sacando más de cien fotografías digitales de todos los pabellones del centro de convenciones, registrando la presencia de tiendas, de personas vestidas de trajes cosplay y de las actividades que llamaban la atención.

El cuarto día de la convención, que era un domingo, Andrés contemplaba la masiva cantidad de asistentes entre familias y combos de jóvenes, vistiendo camisetas de los personajes de sus series animadas favoritas, o vistiendo trajes cosplay llamativos para las capturas de cámaras fotográficas y celulares de alta gama.

Ingresando al recinto ferial, buscó en su morral el folleto de papel de diseño oscuro con letras blancas y doradas, donde mostraba las programaciones que se efectuarían, tanto en el auditorio principal, como en el denominado stage del amplio edificio de pabellones. Al ver, se sorprendió que en la presentación y charla del lanzamiento de una de las series de anime por una recién y llamativa plataforma digital legal de series y películas de anime japonés, estaba el nombre de Julieta.

“No puede ser, ¿será la misma Julieta, o una homónima?” Se preguntaba a sí mismo Andrés, sintiendo un frío vacío por todo su cuerpo, después pensó: “Debo ir a esa charla… Aún tengo tiempo”.

Después de pensar, Andrés fue a uno de los pabellones de emprendimiento, para seguir registrando fotos. Pasó cuarenta y cinco minutos, miraba el reloj incorporado en su smartphone, salió del pabellón y a pasos ligeros, para ir hacia el salón de protocolo, acondicionado para charlas de diferentes temáticas de aficiones y pasatiempos.

Al llegar, divisó a no más de veinte asistentes, ya que la charla que lideraba los directivos de la plataforma en Colombia sólo era anunciada por las redes sociales y por el sitio web del evento. Después de sentarse y dejar la maleta por debajo de la silla, Andrés preparaba la cámara de su móvil, para tomar fotos, y su pequeño MP4, para grabar la charla por audio, desde la mitad del salón de protocolo, volteó por lado y lado, para ver el ingreso de pequeños grupos de jóvenes, que portaban camisetas y maletas estampadas de personajes de anime, para llegar el aforo del lugar a cincuenta asistentes, que completaba la mitad de la capacidad del lugar.

Toda charla empezaba tarde, después de quince minutos de espera, llegaban cuatro personajes que llevaban escarapelas como conferencistas. Dos de rasgos japoneses, uno de aspecto caucásico, que era norteamericano y una hermosa colombiana, de rostro piel claro, ojos verdes azulados, claros resplandecientes, cabello rubio anaranjado liso que llegaba hacia la pequeña cintura de su forma silueteada de modelo de revista de reinas nacionales.

“Sí es Julieta…” Pensó ilusionado Andrés, quien, con algo de temblor en su cuerpo, entremezclado de sentimientos controlados dentro de sí, de manera indescriptible, se dispuso en acomodar en la silla negra de la mitad del salón, para no llamar la atención de los demás.

Durante el transcurso de la charla, cada uno de los cuatro expositores explicaba los avances de la plataforma legal en video de las series de anime, anunciando el lanzamiento de la más reciente serie sobre fantasía juvenil en un mundo mágico.

Cada vez que hablaba Julieta, Andrés se sentía más atraído de aquella amiga liceísta: su hablado suave y dulce embriagaba sus oídos y enamoraba su corazón; la postura de conferencista excitaba la mirada del periodista empírico, quien sintió vacíos de estómago cuando la conferencista miraba disimuladamente.

Pero hubo algo que Andrés no se daba cuenta, cuando al ver, ella no identificaba.

Terminada la charla, los más de setenta asistentes que llegaron, se acercaron a donde estaban los conferencistas, para participar en los primeros sorteos para una cuenta premium que ofrecía la plataforma, para las transmisiones simultáneas desde Japón para Latinoamérica. Andrés quería saludar a Julieta y recordar de aquel pacto que hicieron con Susana. Trató de acercar en medio de los otakus interesados, pero ellos se quedaron quietos, esperanzados, hablando por un largo tiempo, tanto que intervino el personal de logística, para sacar a todos los presentes del salón, dejando incómodo y molesto al periodista empírico, quien no podía avisar a voz alta ante la expositora acorralada, quien concedía entrevistas a algunos medios alternativos. El intento era fallido.

Esperó frente a una de las puertas de vidrio, para avisar a su entrañable amiga, pero al ver que la hermosa joven saliera rápido, acompañada de sus amigos de la empresa de la plataforma.

—¡Julieta! ¡Julieta!

Al escuchar, los cuatro acompañantes se voltearon para ver a un angustiante integrante de prensa.

—Buenas tardes, me llamo Andrés y me gustaría hablar con Julieta.

—Pero, no podemos conceder entrevistas— manifestó el norteamericano.

—Es que fui compañero de grado de bachillerato del Liceo— dijo Andrés.

—Pues… Me acuerdo de varios Andrés del Liceo, pero ahorita no podré atenderlo— respondió Julieta, con la mente en blanco.

—Julieta, compartíamos juntos en nuestra afición por los animes, ¿recuerdas? — insistió Andrés.

—Es que tengo hambre, si quiere, puedo atender en el pabellón de empresas invitadas— respondió seca Julieta, momento que dejó triste y estático a un Andrés, del cual, desgarró su corazón.

 

VII

 

Era lunes festivo, quinto día del evento, Andrés no leyó ningún mensaje de correo, entre ellos, la invitación por parte de la organización de la convención para presenciar una rueda de prensa con los invitados de cada afición, incluyendo Susana.

El joven periodista empírico llegó de nuevo al lugar del certamen una hora después de realizada la rueda de prensa. Se había enterado, cuando habló con Fernando, el jefe de prensa del certamen, el mismo con quien compartió desde la primera edición de la convención, del cual, ha recibido buen trato con los diferentes invitados nacionales e internacionales. La reacción de Andrés era de pesar y malestar.

—Pero no te preocupes, avisaré para que vayas a la conferencia de Susana en el auditorio por la tarde, ya que últimamente, no se puede precisar el horario de inicio, por la demora de unas actividades— comentaba Fernando.

—Entonces, ¿cuándo podré entrevistar a Susana? — Preguntó Andrés.

—Hagamos lo siguiente: mientras tu vaya a la charla de tu amiga de muchos años, hablaré con el personal de logística en el pabellón donde Susana estará firmando autógrafos, cuando ellos me da el permiso, llamaré a tu celular, para que vayas rápido del auditorio y te esperaré en el pabellón— proponía el jefe de prensa.

—Está bien… — aceptó Andrés, tomando un respiro de tranquilidad —espero que pueda lograr.

A las tres de la tarde, después de almorzar tamal tolimense con jugo de naranja en una cafetería cercana del centro de convenciones, Andrés fue directo al auditorio, para no formar la larga fila de asistentes y seguidores del doblaje de voz latino, presentó su carné de periodista freelancer al personal de logística en la entrada, quienes lo dejaron ingresar al amplio escenario, que tenía quinientas sillas amobladas de capacidad y un área incluyente para prensa, en la zona del amplio pasillo del auditorio. Andrés decidió ir a una de las sillas delanteras para preparar sus dispositivos y realizar la labor de reportero.

Diez minutos después, uno de los organizadores subió a la tarima acondicionada, para sentarse en uno de los dos sofás negros, frente a los ansiosos asistentes y anunciar con micrófono llevado en su mano derecha alzada, el inicio de la charla, llamando el nombre de la actriz de doblaje de voz latino, para que ella apareciera, saliendo de uno de los extremos de fondo de la amplia tarima. Andrés no podría creer en contemplar el aspecto diferente de Susana, quien tenía cabello ondulado largo hacia la cintura, rostro piel claro, labios rojos sin pintar y ojos azules cielo, vestía camiseta blanca estampada del personaje de anime a quien le prestó su actuación de voz, pantalón jean que mostraba parte de la silueta de chica trabajadora.

La charla era amena y entretenida, Susana hablaba acerca de sus gustos, aficiones y de su labor como actriz, del cual, explicaba la manera de haber sido llamada a México y de ahí a Japón. También hablaba sobre el gran logro soñado en ser actriz de doblaje de voz latino para toda Latinoamérica.

Cuando preguntaron sobre la infancia y la adolescencia, ella respondió lo bonito que vivió en sus estudios de primaria y bachillerato, del cual, no mencionó al Liceo.

—¡Susana, recuerdas que fue en el Liceo donde estudiábamos— Andrés alzó la voz, llamando la atención a todos los asistentes.

Sorprendida, la actriz volteó rápidamente sus ojos azules, para contemplar, sin reconocer, al entrañable amigo.

—¡Claro! ¿Cómo se me olvidaba? ¡En el Liceo fue donde estudié todo el bachillerato! — Susana reaccionó.

Pero la emoción era corta para el periodista empírico, porque percibió que Susana no lo reconocía.

El celular vibró, al instante, Andrés apagó los dispositivos, los metió en su maleta y se apartó del lugar, para salir con pasos largos y ligeros, luego llamó a Fernando, después de la llamada, caminó hacia el pabellón, eludiendo de la cantidad de personas que se quedaron quietos y fue a donde el jefe de prensa, quien acordó con el personal de logística.

Tras llegar al pabellón, Andrés buscó el stand de la firma de autógrafos y encontró una puerta de vidrios opacos, donde estaba acondicionado en el vacío stand los muebles y los avisos publicitarios con el logo del evento, plasmados en un falso mural, en forma de cuadro de ajedrez de colores azul y blanco.

Fernando vio a Andrés y al acercar, indicó la manera para realizar la entrevista a Susana durante tres minutos, tiempo suficiente para el periodista empírico.

 

VIII

 

Después de terminar la charla, del auditorio salió un buen número de personas, entre otakus, frikis, geeks y cosplayers, quienes fueron directo a la puerta de vidrio del pabellón, para formar una larga fila de espera, donde algunos llevaban afiches y volantes impresos de los personajes de la serie de anime más reciente y popular para ellos, donde, Susana interpretó su voz a la hermosa y poderosa protagonista.

Quince minutos después de la espera, Andrés estaba entre los primeros de la fila, pero Fernando no lo acompañaba, porque atendía a algunas personas del pabellón de al lado. En ese momento, Susana llegaba al lugar, acompañada por chicos scouts, muchachos de logística y corpulentos guardaespaldas de camisetas negras. Se sentía la tensión entre los que formaban la fila, por el cual, Andrés no quiso parpadear, hasta lograr su objetivo.

—Buenas tardes, me llamo Andrés, es que vine como recomendado del jefe de prensa para realizar una entrevista a Susana para el medio alternativo que estoy manejando— dijo al oído de uno de los integrantes de logística.

—¿Eres de prensa alternativa? — Preguntó el joven de logística, para confirmar.

—Sí señor— contestó Andrés, temiendo que lo rechazaran.

—Espera… — el muchacho fue a donde estaba sentada Susana, para avisar.

Los demás compañeros de logística desconfiaban de la presencia del periodista empírico, por lo cual, dieron algunas indicaciones, por su lado, Susana aceptó con gusto.

El joven dejó ingresar a Andrés, quien acercó a la denominada seiyuu, quien estaba con algunos jóvenes que la rodeaban.

—Hola Susana, soy aquel, quien alzó la voz y mencionó sobre el Liceo— saludó Andrés, mirando a los hermosos ojos de la actriz de doblaje de voz.

Los ojos azules de Susana miraban fijamente al rostro de Andrés, lo reconoció y dio su abrazo.

—¿Te acordaste? — Cuestionó sonriente Andrés.

—¡Claro Andrés! Perdóname por no responder a tus mensajes, que son muchos… — Respondió entre pena y alegría Susana, quien cogió con sus brazos al cuello de su más recordado amigo.

—Entonces no nos queda tiempo, necesito que busques a Julieta, quien está en el stand en la empresa de la plataforma… Por ahora, tengo este tiempo para entrevistarte… — Pidió entusiasmado Andrés.

—Por supuesto, cuenta conmigo.

En seguida, ambos se sentaron en las sillas detrás de la mesa para expositores e inició la entrevista, en el cual, Susana contaba breves detalles sobre la carrera actoral en México, Estados Unidos y Japón, donde logró con gran esfuerzo laboral, su anhelado sueño de interpretar a diferentes personajes de las series animadas en español y en japonés.

—Pero hay algo que me conmovió, y es que, además de ser mi compañera de bachillerato del Liceo, era el hecho de recibir clases magistrales de actuación básica teatral y de interpretación de personajes para series y películas, por parte de actores y actrices, como Javier y Mónica en México… — mencionaba Andrés, quien sintió algo de inconformidad por parte de los jóvenes de logística.

—¡Por favor! Termina la entrevista, ya acabó su tiempo— llamó la atención uno de los hombres de camisetas negras.

—Sí… Mónica era una actriz polifacética, lo digo porque me confirmaron hoy por la mañana que falleció de una grave enfermedad, del cual, no pudo recuperar… Sé que el personal quiere sacar a uno de mis pocos amigos… Pero no me importa, porque quiero manifestar que, a pesar de que muchos actores y actrices actuales han querido llegar hasta la cumbre de sus famas, tanto Mónica, como Javier enseñaron sobre la vida, la humildad, en la exigencia y la calidad de actuación e interpretación; demostrando que, más allá de ser una seiyuu, rodeada de otakus desconocidos, es el hecho de tener pocas amistades con quienes compartió todo el bachillerato en el Liceo… Para terminar, de todas las personas a quienes conocí, los únicos quienes aún aprecio durante mucho tiempo, son y seguirán siendo: Julieta y Andrés. A ti, gracias por ser mi amigo y recordarme de una gran maestra como fue Mónica.

Andrés apagó la grabadora MP4, Susana volvió abrazarlo y sonriente, Andrés salió del lugar, dejando en las manos de Susana la tarjeta de presentación como administrador web del medio alternativo.

 

IX

 

Mientras Andrés iba a otro de los pabellones, dedicado al cosplay y camisetas estampadas, Susana recibió de uno en uno a los más fervientes de sus seguidores en dos horas, firmando, posando para fotos y saludando con su caracterización del personaje de anime ante los móviles iphone y smartphone.

Terminada la sesión de autógrafos, la actriz de doblaje de voz latino habló con el personal de logística.

—Sé que estoy cansada, pero necesito que me dejen por un momento, ya que debo ir a un stand específico, para hablar con alguien de la plataforma de series y películas de anime— pidió Susana.

—Si vas a uno de los pabellones, nos toca acompañarla como logística y seguridad— advirtió uno de los chicos scouts.

—Lo sé muchachos, pero es un asunto personal que quiero hacer, después, podré compartir algo con todos, en especial, con dos importantes amigos…— manifestó Susana, quien preguntó — ¿Qué horas son?

—Son las seis de la tarde— contestó uno de los jóvenes de logística.

—Hagamos lo siguiente: préstame una de las chaquetas con gorro, que yo lo devolveré cuando regrese acá con mis amigos, no me demoro— propuso Susana.

Todos los que rodeaban a la hermosa actriz aceptaron la idea, uno de los jóvenes prestó una ancha chaqueta de color azul oscuro que portaba, Susana lo puso por encima de su ropa, para abrigarse.

Al salir, la seiyuu colombiana era acompañada por un chico scout, quien la guiaba por los números de los pabellones y de los stands, al encontrar el lugar que buscaban, ambos preguntaron por Julieta ante los jóvenes expositores del stand de la plataforma; ellos indicaron a una mujer vestida del cosplay de un personaje femenino de anime, con aspecto de un uniforme de colegiala japonesa en forma de marinero rojo.

El joven los llevó a donde la hermosa disfrazada y los presentó.

—¿Me recuerdas, Julieta? — Al preguntar, Susana quitó la capota de la chaqueta, para mostrar.

—¿Susana? —Preguntó sorprendida Julieta.

—¡Sí, soy yo! — Tras hablar en viva voz Susana, en un segundo, ambas se abrazaron.

—No he podido ir a tu charla… —Julieta se disculpó.

—No te preocupes, he venido porque quiero que me acompañes, ahora— dijo decidida y emocionada Susana.

—Pero, debo atender a todos los otakus y frikis que vienen hasta acá— manifestó confundida Julieta.

—Lo que te voy a mostrar es más importante que todo esto.

—No te entiendo Susana…

—¿Te acuerdas de nuestra promesa de hace quince años?

La pregunta de Susana detuvo la angustia de su amiga, quien trató de recordar ese momento y recordó en Andrés, a quien dejó de escribir hace algunos años

—¿Dónde está Andrés? — Preguntó ilusionada Julieta.

—Si lo quieres saber, acompáñame… — manifestó alegre Susana.

Entre confusión e ilusión, Julieta no sabía qué hacer, pero alguien, quien escuchó la conversación, acercó a donde la cosplayer de colegiada japonesa.

—Es mejor que acompañes a la seiyuu… Nosotros atendemos de los otakus que visiten al stand— sugirió el compañero japonés, quien entendía el español.

Entusiasmada, Susana agradeció al expositor japonés, llevó de su mano a Julieta y junto con el chico scout, salieron del pabellón, a pasos ligeros.

Tras llegar a la plazoleta central del recinto ferial, Susana detuvo a sus dos acompañantes.

—Debo realizar una llamada.

Dicho ello, Susana buscó en los bolsillos del pantalón dril negro y encontró la tarjeta de presentación que regaló Andrés.

—Toma Julieta.

Frente las luces tenues de la plazoleta central, Julieta alzó la tarjeta y vio los datos del medio alternativo que estaba administrando Andrés. Tras leer, la hermosa chica de cabello liso y tez blanca, disfrazada de colegiala japonesa, se sorprendió cada vez más ante lo que hizo su entrañable compañero del Liceo, causando un vacío en su estómago.

—Susana, ¿dónde está Andrés?

—El viene hasta acá.

—Pensé que estaba dedicado en otras labores o estudios…

—Está en lo que siempre nos compartía… El nunca se olvidó de nosotras, y nosotras lo habíamos dejado solo.

—Yo nunca lo abandoné, después de estudiar administración de empresas, siempre veía lo que me compartía, pero nunca le respondí— manifestó nostálgica Julieta, agregando —estoy segura que aún me quiere, no como amigos, sino por algo más… Cada vez que los leía, sentía algo que nunca viví con mi familia.

—Te comprendo… — pero, en vez de continuar con la conversación, Susana divisó a un conocido, quien portaba un sobrero aguadeño, gafas de lentes opacos y vestido de sudadera, llevando de frente de su pecho, como canguro, la maleta oscura— creo que ya llegó.

Ambas chicas miraron al joven, quien, agitado de una larga caminata, sintió ese mismo vacío que sentía Julieta.

Al acercar, el joven mostró su sonrisa. Enmarcado con suaves y resplandecientes lágrimas, la cosplayer no ocultó su alegría en verlo, acto seguido, ambos se acercaron a pasos ágiles, de frente, eludiendo de los diferentes transeúntes que interpongan, de una vez, se acercaron para un fuerte abrazo.

—Perdóname Andrés… No quería olvidarte, quería verte de nuevo… —dijo Julieta con timidez.

—¿Dónde estuviste todo este tiempo? Nunca me cansé de compartir mis cosas contigo, porque estoy enamorado de ti… — Manifestó tímido Andrés.

—¿Me amas? — Preguntó Julieta.

—Cada día, siempre he pensado en ti, por este amor que tengo, nunca he perdido mi esperanza en amarte….

Tras manifestar Andrés su sentimiento por Julieta, ella agarró la nuca de él con sus brazos, e impulsada por su agitado corazón, latiendo a mil por segundo, acercó sus suaves labios pequeños con las de su amado, para dar un delicado beso, acabando con esa angustia espera de hace más de quince años.

Ambos cerraron sus ojos, olvidando el tiempo, el espacio, el clima, el motivo, la época; sólo consumían parados ese largo y dulce beso, entre otakus de pieles suaves y ardientes.

Susana sonrió al contemplar la escena, al igual que su chico scout acompañante.

—Te agradezco que me acompañas— dijo sonriente Susana, quien caminó hacia sus amigos.

Después del beso, ambos abrieron sus ojos, esperaron a Susana y los tres se dieron un amigable abrazo, para caminar juntos hacia el pabellón, donde estaba el stand de la plataforma, compartiendo lo último que faltaba: la felicidad de ser amigos.

Deja un comentario

Archivado bajo Colombia, Cuentos y Fanfics, Cultura Colombiana, Literatura, Noticias y artículos, Seiyuu

El anime de Yuru Camp anuncia oficialmente su temporada 3 (desde AreaJugones)

Desde AreaJugones publican la siguiente noticia:

El anime de Yuru Camp anuncia oficialmente su temporada 3

En última instancia la película de la franquicia ha servido como puente de espera hasta la continuación de la adaptación

  • Por el momento, lo único que se ha confirmado oficialmente es que Yuru Camp tendrá temporada 3 de anime. ❗
  • No, actualmente no hay una fecha de estreno ni una ventana aproximada. Personalmente, teniendo en cuenta el estreno de la película y el momento del anuncio, me espero el estreno COMO MUY TEMPRANO para octubre de 2023. De hecho, no me sorprendería si se nos marchara hasta 2024…

Para leer completa esta noticia pueden ir al enlace de AreaJugones: https://areajugones.sport.es/anime/el-anime-de-yuru-camp-anuncia-oficialmente-su-temporada-3/

Deja un comentario

Archivado bajo Animación, Anime y Manga en Japón, Cine Internacional, Controversia, Franquicia, Imagen, Japón, Largometraje, Noticias y artículos, Proyectos

RECAÍDAS EN NIÑOS CON CÁNCER COMPLEJA REALIDAD QUE MUCHAS FAMILIAS AFRONTAN

RECAÍDAS EN NIÑOS CON CÁNCER COMPLEJA REALIDAD QUE MUCHAS FAMILIAS AFRONTAN

  • Las recaídas por cáncer en niños son una difícil situación que pueden generar tanto en el paciente como en sus familias sentimientos de tristeza, ira o temor.
  • En el caso de la leucemia linfoblástica aguda, que es un tipo de cáncer que afecta la médula ósea, un 20% de los pacientes pueden tener una recaída.
  • Por fortuna, con el paso del tiempo los tratamientos son más eficaces durante la primera línea, disminuyendo el riesgo de una recaída.

El cáncer es considerado como una de las primeras causas de mortalidad en la primera infancia y adolescencia; sin embargo, las probabilidades de que un niño sobreviva o se cure ante este diagnóstico, en países con ingresos más altos, es de más del 80%, mientras que en el resto del mundo no existe consenso ni un estudio claro que visibilice las cifras.

Los tipos más comunes de cáncer infantil son la leucemia, el cáncer cerebral, el linfoma y los tumores sólidos como el tumor de Wilms o el neuroblastoma, y en la mayoría de los casos no hay manera de poder prevenirlos.

Luego del diagnóstico como es bien sabido, se inician tratamientos según sea debido en cada caso, pero, en algunas ocasiones el cáncer puede regresar, lo que se denomina médicamente recaídas, causando sentimientos de ira, tristeza o temor tanto en el niño, como en sus familias, lo cual, según los expertos, en muchos casos puede ser devastador porque genera incertidumbre, angustia y la idea de revivir procesos de intenso dolor y frustración.

El doctor Agustín Contreras, presidente de la Asociación Colombiana de Hematología y Oncología Pediátrica, ACHOP, explica que las causas en estos casos de recaídas, tienen relación con algunas alteraciones genéticas que hacen que los pacientes y los tumores que tengan sean más resistentes frente al tratamiento que están recibiendo, o la quimioterapia.

Es importante entender que cada caso es diferente y puede afectar anímicamente en mayor o menor nivel a cada paciente, por eso, ACHOP, quiere informar y educar a las familias y los niños para que no se alarmen y puedan llevar su proceso de la mejor manera.

Aunque este es un tema preocupante, las recaídas en cáncer pediátrico cada vez gracias a los avances de la ciencia y la orientación de los médicos especialistas son menos frecuentes, hablando por ejemplo en el caso de la leucemia linfoblástica aguda, que afecta la médula ósea, sólo un 20% de los pacientes menores de edad pueden tener una recaída, lo cual significa que al paso del tiempo los tratamientos son más eficaces durante la primera línea.

ACHOP pretende dar a conocer que, aunque las recaídas no son demasiado comunes, si se debe tener conocimiento sobre las mismas y así, en estos casos los pacientes y sus familias lleven de buena manera dicha situación, acompañados de especialistas realmente calificados en la orientación, prevención y tratamiento de dichas patologías.

MARTE COMUNICA

Periodista de bienestar: Valentina Cruz.

Número de celular: 321 343 51 27.

Coordinador logístico: Héctor Duque.

Número de celular: 311 275 54 66.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Ciencias, Colombia, Comunidades, Cuidados, Enfermedades, Investigaciones, Noticias y artículos, Proyectos, Salud, Síntomas, Tratamientos

El anime de Heavenly Delusion se estrenará en 2023 (desde Ramen Para Dos)

Desde Ramen Para Dos publican la siguiente noticia:

El anime de Heavenly Delusion se estrenará en 2023

Se ha dado a conocer que el anime se estrenará en Japón en algún momento del próximo año 2023. Junto al anuncio se ha publicado una primera imagen promocional de la serie. Recordamos que detrás de este proyecto animado se encuentra  Production I.G. (Haikyu!!Welcome to the BallroomMoriarty, el patriota).

Masakazu Ishiguro, autor de Menurubaka y Kyoko y Papá, escribe y dibuja esta obra de título original Tengoku Daimakyou en las páginas de la revista Monthly Afternoon de Kodansha desde enero de 2018, permaneciendo la obra abierta con 7 tomos recopilatorios en el mercado japonés…

Para leer completa esta noticia pueden ir al enlace de Ramen Para Dos: https://ramenparados.com/el-anime-de-heavenly-delusion-se-estrenara-en-2023/

Deja un comentario

Archivado bajo Animación, Anime y Manga en Japón, Ficción, Imagen, Japón, Lanzamientos, Mangakas, Noticias y artículos, Proyectos, Series, Sinopsis

EAAB abre exposición fotográfica sobre la historia del agua en Bogotá

EAAB abre exposición fotográfica sobre la historia del agua en Bogotá

La Planta Vitelma es la sede de la muestra museográfica que reúne los principales hitos y momentos de la evolución histórica y el desarrollo del recurso hídrico en la capital del país.   

La exposición denominada Agua: un bien común. Una historia del Acueducto en Bogotá” muestra en una serie de fotografías y diverso material documental los inicios del sistema de abastecimiento, las principales infraestructuras y los momentos claves en la historia de la empresa bogotana para garantizar la gestión del agua.  

La muestra rescata las imágenes recopiladas a lo largo de los 134 años de la EAAB y que hoy conforman el archivo fotográfico y lo convierten en un bien inmaterial de interés cultural.  

La exposición temporal que acoge Vitelma, en la localidad de San Cristóbal, adquiere mayor relevancia al ser esta infraestructura la primera planta de tratamiento de agua potable de Bogotá, construida en los años 30 con un diseño arquitectónico de estilo neocolonial que conserva sus instalaciones originales y que le valió el reconocimiento como patrimonio histórico y artístico de la Nación.  

La exposición fue abierta por Cristina Arango, gerente de la EAAB, y Luis Carlos Manjarrez, gerente del Museo de Bogotá, entidad que apoyó en la curaduría de la exposición. También contó con la participación de la Secretaría de Cultura y del IDPC, entidad que hizo parte del convenio que dio luz a la exposición.

Para que el público en general, colegios y universidades puedan apreciar la exposición de forma gratuita, la EAAB tendrá abierta la muestra los días miércoles y sábados entre el 26 de octubre y hasta el 31 de diciembre en dos horarios, uno en la mañana a las 10:00 y otro en la tarde a las 2:00 pm.

Las visitas deben ser programadas previamente inscribiéndose en  www.acueducto.com.co  

El aforo por cada horario será de 20 personas como máximo.

La Planta Vitelma está ubicada en la carrera 11B Este. Para llegar al lugar se puede hacer uso de las siguientes rutas de transporte público:  

SITP Rutas  

7 Palmitas – Consuelo Parada: Calle 1a Bis – Carrera 7B Este luego caminar 8 minutos    a la Carrera 11B Este, Planta Vitelma.  

L307 La Castaña Parada: Barrio Buenos Aires II Sector (Cl 9 Sur – Kr 2 Este luego caminar 12 minutos a la Carrera 11B Este, Planta Vitelma.

Recomendaciones para el ingreso:  

  • El cupo máximo de visitantes por recorrido son 20 personas.
  • Nos reservamos el derecho de admisión y de autorización de ingreso.
  • Uso obligatorio del tapabocas.
  • Por seguridad, no se puede permitir el ingreso de menores de 8 años.
  • Para menores de edad y personas con discapacidad se requiere de una persona que funja como responsable. 
  • Está prohibido el ingreso de personas bajo el efecto de sustancias psicoactivas y/o alcohol, así como el consumo de estos y de cigarrillos, dentro de las instalaciones donde se realizan los recorridos.
  • No se permitirá el ingreso de personas que previamente no hayan realizado la inscripción.
  • Llegue con tiempo a la visita, una vez ingrese el grupo principal, no se permitirá el ingreso de otras personas.
  • La EAAB – ESP presta el servicio de acompañamiento permanente durante los recorridos guiados y la asesoría en los recorridos orientados. No se presta servicio de transporte ni alimentación. (no hay sitios para comprar). 
  • El personal de vigilancia tiene la obligación de revisar los vehículos y las pertenencias de los visitantes, antes del ingreso y a la salida de la visita, para lo cual se solicita de toda su colaboración. 
  • Favor utilizar ropa adecuada para el clima frío y calzado preferentemente bajo y antideslizante. 
  • Si presenta algún cuadro de gripa o problema respiratorio, favor asistir con tapabocas.
  • Durante el recorrido, es necesario que el grupo se mantenga unido y atienda las instrucciones de seguridad proporcionadas dadas por el guía, para prevenir accidentes o lesiones personales.  
  • Cualquier situación detectada por el guía, que ponga en peligro la integridad de los participantes o de la planta, será motivo suficiente para cancelar la visita. 
  • Esta permitido la toma de fotografías durante la visita, pero nos reservamos el derecho del uso de cámaras de video o de la grabación de la visita realizada.
  • Favor hacer uso responsable y adecuado de los baños.
  • La visita no tiene ningún costo y no hay intermediarios para su inscripción.            
  • Horarios de visita: miércoles y sábado con recorridos a las 10:00 a.m. y 2:00 p.m.
  • Duración del recorrido: dos horas.
  • El ingreso no tiene costo.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Avisos Clasificados, Colombia, Exposiciones, Fotografías, Imagen, Infraestructura, Ingenieria, Noticias y artículos, Patrimonios Culturales, Proyectos, Servicios

P.A.WORKS anuncia el anime original Buddy Daddies (desde Kudasai)

Desde Kudasai publican la siguiente noticia:

P.A.WORKS anuncia el anime original Buddy Daddies

Durante una transmisión especial de Aniplex se anunció la producción de un anime original titulado Buddy Daddies, y programado para estrenarse en el mes de enero de 2023 bajo la producción de la compañía desarrolladora Nitroplus y los estudios de animación P.A.WORKS. El eslogan del vídeo promocional y del póster es: «El objetivo más formidable de los amigos asesinos es… ¡una niña!».

Elenco de voces

  • Toshiyuki Toyonaga como Kazuki Kurusu, un hombre que huye del amor, a pesar de tener buenas habilidades de comunicación y una afición por las mujeres y el juego.
  • Kouki Uchiyama como Rei Suwa, un hombre que nunca ha conocido el amor, ya que fue criado para ser un asesino desde la infancia.
  • Hina Kino como Miri Unasaka, una niña de cuatro años cuyo padre es el jefe de una mafia de tráfico de personas y cuya madre es la amante del jefe…

Para leer completa esta noticia pueden ir al enlace de Kudasai: https://somoskudasai.com/noticias/anime/p-a-works-anuncia-el-anime-original-buddy-daddies/

Deja un comentario

Archivado bajo Animación, Anime y Manga en Japón, Bandas Sonoras, Directores, Imagen, Japón, Lanzamientos, Noticias y artículos, Productores, Proyectos, Seiyuu, Series, Trailers

Cony Camelo lanza ‘Bruja’, una metáfora entre el poder de la naturaleza y la fuerza creativa de la mujer

Cony Camelo lanza ‘Bruja’, una metáfora entre el poder de la naturaleza y la fuerza creativa de la mujer

‘Bruja’ es un homenaje y un despertar a las mujeres como creadoras, como dadoras de vida, como magas de la naturaleza y su poder curativo.

El proyecto musical de la cantante y actriz Cony Camelo une ritmos ingleses como triphop, dubstep y drum & bass con el bolero, la cumbia y la salsa, todo con un toque de jazz en un género musical denominado Electrodrama.

Después de la disolución de su primera banda NAIF, Cony Camelo regresa como solista en 2015 con el sencillo ‘Leona’ y ha venido publicando canciones a lo largo de estos años, ‘De tanto pensar en ti’, ‘Mas allá’. En plena pandemia, la cantante lanza una serie de canciones creadas bajo la influencia de la costa caribe, donde residió en 2021, como ‘Sigue lloviendo’ y ‘Tan bonito’.

Cony Camelo estrena ‘Bruja’, una canción compuesta en pandemia al ver el poder que la naturaleza recuperó mientras la humanidad estuvo en confinamiento. Es una metáfora entre el poder de la naturaleza y la fuerza creativa de la mujer. Este poder ha estado censurado por años y muchas mujeres no saben que lo tienen, es momento de despertar.

«Es un homenaje a todas esas sanadoras que quemaron hace siglos y también es un llamado de la propia naturaleza a las mujeres para despertar su poder y dar un giro al camino de evolución de la especie«, comenta Cony Camelo.

‘Bruja’ es un despertar a las mujeres como creadoras, como dadoras de vida, como magas de la naturaleza y su poder curativo.

La canción fue producida en la Sierra Nevada de Santa Marta por Juan Carlos Peregrino.

«Al grabarse en la Sierra Nevada, su sonido es selvático y místico. Tiene una marcada influencia de la cumbia sin perder su esencia electrónica propia de toda mi música«, agrega.

«Es un momento de despertar para las mujeres, para la humanidad, lo pide el planeta. La canción no la compuse yo, me la dictaron en una meditación. Por eso creo que es la vida, el planeta o alguna entidad superior haciendo un llamado. Todas somos brujas, todas tenemos poder. para eso hay que asumir nuestra divinidad y nuestra oscuridad«, enfatiza.

‘Bruja’ viene acompañado de un video inspirado en varias metáforas que Cony Camelo tenía en su mente. El clip está inspirado en el trabajo de la directora Floria Sigismondi y su estética. También tiene alusiones al fotógrafo Jan Saudek. Fue dirigido por Kathy Gómez y es el tercer video que hacen juntas. Puro poder femenino en creación.

«‘Bruja’ es una canción para escuchar cuando se requiere recuperar el poder, perfecta para una fiesta de mujeres«, concluye.

‘Bruja’ es el título del último EP de Cony Camelo e incluye ‘Tan bonito’ y ‘Sigue lloviendo’, canciones producidas en la Sierra Nevada cuando la artista vivió en Santa Marta en 2021.

Cony Camelo & The Platonics, banda en vivo de la artista colombiana, prepara una serie de presentaciones que serán anunciadas en las próximas semanas a través de sus redes sociales.

Escucha ‘Bruja’ de Cony Camelo en tu plataforma musical favorita https://links.altafonte.com/bruja

Sigue a Cony Camelo en sus redes sociales

Deja un comentario

Archivado bajo Actrices y Actores, Cantantes, Colombia, Cultura Colombiana, Imagen, Lanzamientos, Música Latinoamericana, Noticias y artículos, Plataformas, Redes Sociales

¿Cómo evitar un incendio por falla eléctrica en el hogar?: Forza detalla las claves a tener en cuenta

¿Cómo evitar un incendio por falla eléctrica en el hogar?: Forza detalla las claves a tener en cuenta 

La empresa fabricante de soluciones de energía confiable destaca la importancia de tomar conciencia sobre los riesgos de una instalación deficiente y brinda consejos para prevenir un siniestro de origen eléctrico.

La cantidad de accidentes eléctricos por cortocircuito se han incrementado de manera considerable en los últimos años. De hecho, la gran mayoría de los incendios en casas y edificios de vivienda son provocados por descuidos relacionados al sistema eléctrico y el gas.

Un estudio reciente del Cuerpo de Bomberos de Bogotá reveló que en la ciudad capital de Colombia un 40% de los incendios tienen origen en una falla eléctrica. Además, puntualiza que todavía queda mucho por hacer para mejorar la seguridad en los hogares, dado que del total de incendios estructurales que se registran, un preocupante 58% ocurre en viviendas. En cambio, apenas un 14,7% de los siniestros se dan en industrias y el 12,8% en instalaciones comerciales, lo que muestra la importancia de sostener protocolos de prevención.

Asimismo, datos de la Superintendencia de Servicios Públicos sostienen que en las causas de los incendios eléctricos hay una fuerte incidencia de la desatención a las normas técnicas, además de fallas en la instalación y el aislamiento. En este sentido, expertos coinciden que utilizar componentes eléctricos que no cumplan con los estándares de calidad y seguridad puede provocar incendios por sobrecargas eléctricas.

Es por esto que, para reducir y prevenir los accidentes eléctricos, Erika Puerta, Territory Manager para Cono Norte de Forza Power Technologies, brinda unos consejos de prevención:

  • Además de elegir productos certificados y de calidad, un factor a considerar es el para qué se van a usar y tener en cuenta con qué electrodomésticos se va a trabajar. Por ejemplo, si se necesitan utilizar muchos equipos eléctricos de poco consumo o cargadores en un solo lugar, existen los protectores de sobretensión tipo multitoma que protegen estos espacios.
  • La verificación y monitoreo constante de los electrodomésticos de mayor consumo, como neveras o lavadoras, es primordial, así como proteger estos equipos -que siempre están conectados- de cambios de voltaje en cualquier momento. En ese caso, encontramos los protectores de voltaje, los cuales deberían contar con desconexión automática y testeo de recuperación, lo que nos permitirá estar tranquilos aunque no estemos en casa.
  • Por último, muchas veces es necesario adquirir una protección mayor, ya que la inversión que hicimos para centros de entretenimiento o sonido en casa es alta. Esto aplica, especialmente, si el cableado de nuestro hogar es antiguo o los equipos que vamos a conectar son sensibles a fluctuaciones de energía. Para este tipo de situaciones encontramos los reguladores automáticos de voltaje, que protegen contra irregularidades en la tensión eléctrica, nivelan el voltaje de salida que tendrán los equipos de entretenimiento y alargan su vida útil.

Es conveniente siempre contar con algún nivel de protección en el hogar para evitar dolores de cabeza, ya que en varios de los equipos hogareños su garantía no cubre los problemas por fallos eléctricos. Hay que tener en cuenta que en la temporada de fin de año esto es muy necesario, dado que se incrementa el uso de las conexiones por iluminación y fiestas. Forza cuenta con soluciones de protección confiables diseñadas para el mercado colombiano, ideales para proteger durante esta temporada que se aproxima todos los equipos en casa”, dijo Erika Puerta.

 

Acerca de Forza Power Technologies

Forza Power Technologies, parte del grupo Accvent con base de operaciones en USA, es un proveedor líder en sistemas de protección, acondicionamiento de energía y de soluciones aplicadas a la administración de respaldos. Su amplia línea de productos incluye, entre otros, protectores de voltaje, reguladores de tensión, protectores de sobretensión y sistemas de alimentación continua, conocidos como UPS. Actualmente, Forza Power Technologies cuenta con una sólida presencia en más de 45 países a través de una red de distribuidores y representantes minoristas en América Latina y el Caribe.

Para más información: https://www.forzaups.com/ / Facebook: http://bit.ly/ForzaFBAR

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Colombia, Cuidados, Energías, Estadísticas, Investigaciones, Noticias y artículos, Seguridad, Tecnología

Tu aporte sí cuenta: Toam Club ayuda a contribuir a la educación de la niñez en Colombia

Tu aporte sí cuenta: Toam Club busca recaudar fondos para contribuir a educar a la niñez en Colombia

Con tu aporte ayudas a que 120 niños accedan a la educación y además podrás participar por un viaje con los gastos pagos a Perú

La organización Toam Club, la mayor aliada de las fundaciones sin ánimo de lucro en Colombia, lanza un nueva campaña para recaudar fondos con el objetivo de beneficiar en materia educativa a 120 niños y adolescentes de la ciudad de Pereira y se espera que, en el mediano plazo, se puedan beneficiar a más niños de varias ciudades del país.

El proyecto se realiza con el propósito de entregar un aula virtual sistematizada para que más niños puedan acceder al derecho de la educación y a las metodologías y dinámicas pedagógicas que se realizan a través del uso de la tecnología y que propicia los aprendizajes significativos en la niñez y la adolescencia.

La educación es muy importante en un país como Colombia, porque educarse implica adquirir conocimientos para la cultura y el desarrollo intelectual humano, pero también, contribuye a mejorar la calidad de vida de las personas y de sus familias”, puntualizó Juliana Ladino Morse, fundadora de Toam Club.

Este proyecto se realiza en coordinación con la fundación colombo-suiza Moi Pour Toi, la cual tiene como propósito, generar capacidades en las niñas, niños y adolescentes en situaciones de vulnerabilidad para que se integren a la sociedad y sean útiles a ella llevando una vida digna a través de acciones que le garanticen sus derechos fundamentales.

Panorama actual de la educación primaria en Colombia

De acuerdo con el Laboratorio de Economía de la Educación de la Universidad Javeriana (LEE), hasta el 2021 206.000 niños de cinco años no tuvieron acceso a la educación preescolar, cifra que representa el 26% de los infantes que a esas edades se encuentran registrados en Colombia. Asimismo, se evidencia la brecha existente en los estratos económicos, ya que un niño de estrato 1 tiene tres veces más probabilidades de estar fuera del sistema educativo que uno perteneciente al estrato 6.

Además, el estudio señala que la falta de cupos y el cambio de residencia son el principal motivo de que los niños no se encuentren dentro del sistema educativo. La situación es grave. Asimismo, el estudio también estableció que menos de la mitad de los estudiantes de establecimientos públicos en Colombia, cuya cifra se aproxima a los ocho millones, tienen acceso a un computador o internet.

¿Cómo podemos realizar nuestro aporte y beneficiar a niños en estado de vulnerabilidad?

Se espera que las personas naturales interesadas en contribuir a esta causa tan noble, puedan realizar donaciones mínimas de $25.000 a través de la página web https://www.toamclub.org/, estas personas, por cada donación que realicen podrán participar por un viaje a Perú con todos los gastos pagos.

Además, las personas que realicen su donación podrán descargar el certificado del aporte realizado, el cual podrá ser deducido del pago de sus impuestos en el caso de que esta realice declaración de renta.

Las personas de buen corazón que contribuyan con esta causa social beneficiarán a muchos niños en Colombia, pero además tendrán la opción de participar por el increíble premio de un viaje con gastos pagos a Perú. Esta es nuestra forma de agradecerles por su gran aporte y ayuda”, puntualizó Ladino.

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Avisos Clasificados, Campañas, Colombia, Comunidades, Educación, Estadísticas, Fundaciones, Noticias y artículos, Proyectos, Sitios Web