Archivo de la etiqueta: Literatura

Una ciudad más lectora desde los parques (desde BibloRed)

Una ciudad más lectora desde los parques

Este fin de semana ¡Leer al aire libre es posible en Bogotá! Las PPP abren sus hojas para acompañar con lecturas y grandes historias a los bogotanos

La Red de Bibliotecas Públicas de Bogotá, BibloRed avanza en este 2023 para construir una Bogotá más lectora, para esto dispone una amplia red de espacios no convencionales de lectura.

Los PPP, Paraderos, Paralibros y Paraparques son un espacio para el diálogo y el encuentro con los libros ubicados en parques de todas las localidades. En estos espacios es posible realizar lecturas en familia, disfrutar recomendaciones literarias y conocer los servicios con los que cuenta BibloRed.

Asimismo, los bogotanos podrán disfrutar de las diferentes actividades de lectura en voz alta, tardes de libros y cine, conversatorios, bici recorridos, entre otros, que promueven el acceso a la cultura alternativa y a nuevas formas de leer y comprender la escritura.

Cada PPP tiene una colección de más de 300 libros de diferentes géneros para niños, jóvenes y adultos, entre los cuales se encuentran novelas, poesía, teatro, textos informativos, cuentos para toda la familia, entre otros.

En total existen 95 PPP en todas las localidades con el propósito de que los ciudadanos se apropien y ejerzan efectivamente sus derechos culturales en torno a la lectura, la escritura y la oralidad en el marco de la ‘Política Pública de Lectura, Escritura y Oralidad’ (La LEO), que busca cerrar las brechas de acceso a través de una oferta intercultural y diversa, el desarrollo de infraestructura física y digital, el acceso a la cultura escrita y la investigación se busca garantizar los derechos culturales de los ciudadanos.

Donde leer en Bogotá

En la capital se encuentran abiertas al público más de 28 bibliotecas públicas en el horario de martes a sábado de 8:00 a.m. a 8:00 p.m. y los domingos de 10:00 a.m. a 5:00 p.m.,  95 paraderos para libros para parques abiertos los fines de semana de 12:00 m a 6:00 p.m., 12 biblioestaciones, 4 salas de lectura, un Biblomóvil, 2 Bibliotecas Itinerantes y la Biblioteca Digital de Bogotá con una oferta diferencial de servicios bibliotecarios y de la cultura escrita, para los grupos diferenciales que habitan en las diferentes localidades.

Las salas de lectura especializadas en género, cuidado y diversidad se encuentran ubicadas en las Manzanas del Cuidado especializadas en enfoque de género y cuidado, en el Centro Integral de Atención a la Diversidad Sexual y de Géneros – CAIDSG – de Teusaquillo y en la Sala de Lectura Casa LGBTI Zona Centro, especializadas en diversidad.

Anuncio publicitario

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Avisos Clasificados, Colombia, Cultura Colombiana, Lecturas, Literatura, Noticias y artículos, Proyectos, Resultados

Hay Festival 2023 llega a los barrios y jóvenes de Cartagena #HayCartagena23

Hay Festival llega a los barrios y jóvenes de Cartagena, ¡prográmate!

  • El Hay Comunitario y el Hay Joven son una oportunidad para acercar el mundo de las ideas a las comunidades y al público infantil y juvenil.  
  • Más de 10 autores, artistas y conferencistas estarán en La Boquilla, Membrillal, El Pozón, Arjona, Puerto Rey y Tierra Baja, gracias al Hay Comunitario. Serán eventos gratuitos.
  • El Hay Joven, que se realizará en la Universidad de Cartagena, espera una participación masiva de estudiantes cartageneros y de distintas ciudades del país.
  • La programación completa se puede consultar en www.hayfestival.org/cartagena
Como parte importante de la celebración de los 18 años del Hay Festival en Colombia, la programación del Hay Comunitario y del Hay Joven se refuerza este año para lograr llevar las conversaciones sobre el mundo de las ideas a un público cada vez más diverso y heterogéneo en edades, orígenes e intereses.

Así, en esta edición, la programación del Hay Comunitario visitará las comunidades de El Pozón, La Boquilla, Membrillal, Arjona, Puerto Rey y Tierra Baja, mientras que el Hay Joven se realizará en la sede de la Universidad de Cartagena, eventos que serán en su totalidad gratuitos.

Todos los eventos persiguen el objetivo de poner en valor la imaginación, el conocimiento y la creatividad de las nuevas generaciones. En este cumpleaños 18 del festival, tanto el Hay Comunitario como el Hay Joven se ven reforzados por la presencia de nuevos aliados como Isa y Esenttia, quienes se unen a la ya importante presencia de Fundación Plan y Sura.

Así, del 26 al 28 de enero, la oferta del Hay Comunitario incluirá la presencia de Carmen Alvarado, quien trabaja en el mundo de la cultura, las bibliotecas y los libros, y estará en La Boquilla presentando a los más pequeños sus personajes como el Tío Tigre y el Tío Conejo. En Puerto Rey, estará la actriz y conferencista Indhira Serrano, quien desde su experiencia del racismo y la desigualdad, conversará sobre los imaginarios que impiden la realización de los individuos racializados, lanzando un mensaje de aceptación, respeto por las diferencias y orgullo por la herencia afrocolombiana. En El Pozón, la autora colombiana María del Mar Ramón hablará con mujeres jóvenes de su cuerpo y sus deseos, sin censura, miedo o vergüenza.

El evento de apertura, en El Pozón, estará a cargo de la orquesta La Pacifican Power, quienes ofrecerán un taller para músicos, que unirá los ambientes sonoros de las dos costas de Colombia. Será un  diálogo sobre el desarrollo de nuevos modelos de trabajo para la música, a partir de las prácticas tradicionales comunitarias.

También harán parte de esta programación, el español Miguel Brieva, autor de cómics que unen crítica social, ambientalismo y reflexiones clave sobre la realidad contemporánea; Elisa Guerra, maestra y escritora mexicana, amiga de los niños y los árboles, quien en 2015 fue nombrada Mejor Educadora de América Latina y el Caribe; y Hugo Candelario, quien en Membrillal ofrecerá una clase magistral que trae los aires musicales del litoral Pacífico colombiano al Caribe, compartiendo la marimba, el bunde, el currulao, entre otros estilos y sones.

El Hay Comunitario, que responde al compromiso del Festival y sus aliados con la transformación, desarrollo e inclusión social del público infantil, adolescente y juvenil de las comunidades más vulnerables de Cartagena y de Bolívar, permite precisamente acercar la cultura, el periodismo, la literatura y las artes a las comunidades barriales y rurales.

El Hay Comunitario busca generar oportunidades a través de talleres educativos de fomento de la lectura y acceso a la cultura en los que prima la participación activa de los niños, niñas y jóvenes de las comunidades que visitamos. La cultura es, sin duda alguna, una llave para conocer otros mundos, para abrir oportunidades”, explica Cristina Fuentes, directora internacional del Hay Festival.

Por otro lado, el Hay Joven, apartado dedicado a la comunidad universitaria (estudiantes, docentes, investigadores y personal administrativo y de servicios universitarios de la ciudad),  busca propiciar un espacio adecuado para una conversación cercana y asertiva, en un trabajo conjunto con la Universidad de Cartagena.

En esta edición, el Festival reúne a escritores/as, filósofos/as, educadores/as, periodistas, científicos/as y activistas de ocho países con el público universitario, en encuentros que invitan a explorar temas como literatura, ciencia, tecnología, geopolítica, filosofía y género.

Periodistas como Jon Lee Anderson, Esther Paniagua y Oscar Martínez, escritores como Teresita Goyeneche, Daniella Sánchez Russo y Alia Trabucco, activistas como Yayo Herrera, pensadores como Santiago Beruete y Moisés Wasserman, entre muchos otros, deleitarán al público juvenil en la ciudad amurallada.

Adicionalmente, y más allá de esta programación, los eventos del Hay Festival serán gratuitos para estudiantes. Para obtener entradas de la programación general, los estudiantes deben solicitar boletas escribiendo a estudiantes@hayfestival.com. Cada estudiante tiene derecho a 10 boletas gratuitas para las conversaciones más una para el concierto. Estas solicitudes están sujetas a disponibilidad, y los jóvenes deben adjuntar un documento identificativo que los acredite como estudiantes.

Síguenos en redes sociales:

  • Facebook: Hay Festival ESP
  • Twitter: @hayfestival_esp
  • Instagram: @hayfestival_esp
  • Tiktok: @hayfestival_esp
  • #HayCartagena23
  • #HayMedellin23
  • #HayJerico23

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Artistas, Avisos Clasificados, Colombia, Cultura Colombiana, Escritores, Eventos en Colombia, Eventos Internacionales, Festivales, Invitados, Literatura, Noticias y artículos, Organizaciones, Periodismo

INSCRIPCIONES TALLERES DISTRITALES DE ESCRITURA CIUDAD DE BOGOTÁ 2023 – IDARTES

INSCRIPCIONES TALLERES DISTRITALES DE ESCRITURA CIUDAD DE BOGOTÁ – IDARTES

La Alcaldía de Bogotá a través de la Secretaría de Cultura, Recreación y Deporte, y el Instituto Distrital de las Artes -Idartes, invita a escritores, estudiantes de literatura, docentes, periodistas y demás personas interesadas en la creación literaria, DE 16 AÑOS EN ADELANTE, a participar en los Talleres de Escrituras Creativas Ciudad de Bogotá 2023, del programa Escrituras de Bogotá, en los géneros de novela, poesía, cuento, crónica y narrativa gráfica, que se realizarán entre febrero y julio, en 20 sesiones de 4 horas a la semana, para un total de 80 horas presenciales. Los Talleres son completamente gratuitos y se dictarán los sábados entre el 25 de febrero y el 1 de julio de 2023.

Las inscripciones estarán abiertas desde el 2 de enero y hasta el 31 de enero de 2022 hasta las 8:00 p.m. hora legal colombiana. No se aceptarán inscripciones después de esta fecha y hora.

 
Para mayor información puede ingresar a www.idartes.gov.co, sección literatura  
 
En los siguientes enlaces se puede acceder a los formularios de inscripción: 

Deja un comentario

Archivado bajo Actualidad, Avisos Clasificados, Colombia, Comunidades, Crónicas, Cuentos y Fanfics, Cultura Colombiana, Literatura, Noticias y artículos, Proyectos, Talleres

Poema: MALGENIADO, POETA RECICLADO

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

MALGENIADO, POETA RECICLADO

 

Nací sin amor ni comprensión,

Crecí con incompleta educación,

Estuve viviendo en incertidumbre.

Cuando supe que no podía conseguir amistad,

Mi salud resquebrajaba en completa discapacidad.

 

Vi desde mi barrera invisible

Los éxitos logrados de unos,

Las destrezas de dotados,

Las amabilidades, humildes y cordiales de carismáticos.

 

Me dio celos, impotencia, limitación,

Mientras algunos aprovechaban mi deplorable condición

De ser bobo, tonto, manso, pirobo,

Solo para ganar mi amistad

A punta de burlas, molestias, insultos, juegos, abusos,

Mareando sobre mi propio eje.

 

No soporté más,

Exploté en erupción de vapor humano

De los poros de mi piel mestiza,

Mientras revoloteaba y alterada mi cabeza,

Causantes de la deformidad de mi rostro.

 

Violé mis responsabilidades,

Olvidé mis logros,

Amargué mi honestidad,

Castigué mi humildad.

 

Algunos querían ayudarme,

Pero les negué;

Algunos querían apoyarme,

Pero no les escuché;

Otros querían alzar la voz,

Pero les grité ¡No!

Otros querían culparme,

Y falló mi defensa;

Otros amenazaban de cualquier manera a mi vida,

Me quedé en silencio.

 

Estuve solo, destrozado, derrotado;

Perdí mis esperanzas, ilusiones, anhelos, sueños.

Mi vida dependía de algo

Si lo pierdo, seré nada.

 

Soy un poeta reciclado,

Un muñeco de trapo sucio,

Un peón de lavandería

Durante el resto de mi vida.

Deja un comentario

Archivado bajo Colombia, Contenidos Digitales, Controversia, Cultura Colombiana, Debates, Literatura, Noticias y artículos, Poemas

Poema: COLEGIALA CON TRAJE DE MARINERO

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

COLEGIALA CON TRAJE DE MARINERO

 

Señoritas humildes

De actitudes alegres,

Ingresaban a instituciones

De secundaria y preparatoria

En el país del Sol Naciente.

 

Cada joven,

Sencilla y tierna

Llegaba a estudiar,

Portando trajes de marinero,

Como boletas de entrada,

Establecidas en tiempos de dominación extranjera.

 

Camisetas blancas de tela suave,

Con cuellos y puños azules o verdes,

Listones de color rojo o azul,

Minifaldas que tocaban delicados muslos,

Medias blancas que alcanzaban a tapar

las relucientes rodillas,

Zapatos negros resplandecientes,

Hacen ver más comunes

en los cinco días de clase por semana,

En edificaciones de arquitectura moderna,

Cuyos sonidos característicos de campanas artificiales

Por los parlantes cercanos de las torres de reloj.

 

Esos trajes de marinero

Marcaron las suaves siluetas,

Atractivas para los occidentales,

Respetuosas por los varones nipones,

En la mayoría de las veces,

Ya que, las bellas plasmadas de las chicas

Imponían sus exigentes características

Ante las terquedades de los chicos.

 

Señoritas atractivas,

Cuyos rostros angelicales

Nunca tendrán maquillaje,

Porque sus claros ojos,

Labios pequeños,

Cabellos oscuros o castaños,

Expresaban sus energías

En querer lograr algo,

En pro de sus seres queridos.

Deja un comentario

Archivado bajo Anime y Manga en Latinoamérica, Colombia, Cultura Colombiana, Literatura, Noticias y artículos, Poemas

Poema: CONFÍO MIS PRENDAS EN MANOS EXPERTAS

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

A mi papá Jesús Humberto Quenguan Coral:

CONFÍO MIS PRENDAS EN MANOS EXPERTAS

 

I

 

Pantalones sucios,

Chaquetas percudidas,

Camisas y camisetas manchadas,

Si no tengo lavadora en mi casa,

O la mancha no se quita,

Las llevo a una lavandería,

Para confiar mis prendas

En manos expertas.

 

Lavandería,

Lavaseco,

Limpiaseco,

Nombres diferentes,

Mismo servicio,

Múltiples formas de realizar.

 

II

 

Adentro de la amplia reja abierta,

Vi a dos adultos mayores,

Quienes estaban al frente del mostrador,

De verde, blanco, rojo,

Como imitación de mesa de billar.

 

Amables trabajadores,

Atendían con buen genio y humildad,

Hablando, explicando, charlando, aclarando,

Mostraron a simple vista del cliente,

La limpieza de sus uniformes y delantales,

De tonos pasteles.

 

Dejé mis prendas

A manos ásperas y arrugadas

De quienes anotaban en recibos de pago,

con papel carbón azulado,

En medio del blanco arriba y verde abajo,

Plasmando en letra pegada inentendible.

 

Después de revisar a mis prendas,

Sacaron ambos recibos:

La blanca,

lo guardaron en uno de los bolsillos de una de mis prensas,

La verde,

Me entregan para constar

En que mis prendas quedaron

En manos expertas.

 

III

 

A mis prendas

Los marcaron con marquillas

En retazos de telas blancas,

El número consecutivo del recibo,

Con hilos blancos,

colgaron dichas marquillas

En los huecos para abotonar.

Seleccionaron las prendas

Por orden de color,

Para no mezclar

Entre blancos, oscuros

y rojizos que destillan.

 

La mayoría,

entre poliéster, paño y dril,

Eran escogidos para el lavado a seco,

Con líquido incoloro,

Con olor fuerte

Para eliminar los aromas desagradables.

Con ese líquido,

Refregaban a los bolsillos de cualquier prenda,

Antes de pasarlos

A la máquina de lavado en seco.

 

Otras prendas entre algunos driles y varios jeanes,

Eran lavados en frío del agua,

Por una empleada mestiza,

Descendiente de campesinos de tierras lejanas,

Quien se puso al frente de un lavadero

De piedras y cemento duro,

Para lavarlo con sus propias manos,

Al estilo de las lavanderas,

Sobre las anchas piedras

De los ríos claros y caudalosos.

 

IV

 

Algunas horas pasaron,

Decidieron prender la caldera

En forma de tinaco cilíndrico,

Cuya calentada al vapor

Se hacía con combustible diésel,

Conocido también como ACPM.

 

Ochenta era el número clave para el vapor subido,

La empleada, alzando sus arrugadas manos,

Botó el agua acumulado del día anterior,

Para dejar salir todo el vapor.

Prendió la secadora del compacto,

Subiendo un botón,

Girando otro botón;

Escogió una tanda de diez piezas,

Mientras la secadora giraba

En sentido de las manecillas del reloj,

Para depositar la tanda,

Para girar,

Para secar.

 

V

 

Después del duro lavado en frío

Las prendas fueron extendidas para escurrirlas

En un burro galvanizado

En la parte lateral del lavadero.

 

Luego, las sacaba

Para dejarlas en un tarro cilíndrico

De azul plástico resistente,

Para arrastrarlo con las fuerzas de sus brazos

Hacia la máquina centrífuga,

Donde a cada prenda

Lo extiende,

Lo envuelve,

Como pitas gruesas.

Con tal de que la extractora de agua

No bailara,

No tambaleara,

No golpeara.

 

La centrífuga, con sus caballos de fuerza,

Con el sonido característico de un automóvil en autopista,

Giraba en sentido contrario

De las manecillas del reloj,

Saliendo agua del tubo galvanizado

a una de las tantas canecas plásticas

Que sirvieron antes como galones de pintura.

 

VI

 

Sacada de manera ágil y delicada,

La primera tanda de ropa seleccionada

De la máquina secadora

A más de sesenta grados,

La empleada verificaba

Lo seca que estaba cada prenda,

mientras el prensista de más de setenta años

Lo cogía con sus manos,

Pasarlos sobre su brazo izquierdo

Y llevarlos,

Para dejar encima de una caja rectangular,

De madera pulida, color ocre,

Para luego, sacar el agua del tubo de vapor

A un balde aguamarina,

Prender el vacío

Y funcionar la plancha

En forma de boca abierta,

Acomodada con telas forradas

De azul real intenso.

 

Sostuvo la prenda,

Para presionar con la plancha,

Con pedal, sacó la mayor cantidad de vapor

Mientras, su rostro enrojecía

Como tomates vendidos en plazas de mercado,

Sin dejar de concentrar su labor.

Sacó la prenda templada,

Como papel plano impresa,

Para que el mismo prensista lo colgara

En ganchos de plástico, de negro fúnebre,

Para dejarlos a merced

De la empleada del almacén,

para el acople de numerosos consecutivos,

Marcados en las prendas.

 

VII

 

Prendas seleccionadas,

Ropas separadas,

Trajes acoplados,

Paquetes embolsados

De plásticos cubre pantalones,

De plásticos cubre vestidos,

Para pinchar los recibos

A punta de alfileres.

 

Después del acople,

Cada paquete era almacenado

En forma lineal de números consecutivos,

Desde el más antaño, hasta el más reciente,

Para ubicar junto con los tipos de ropa:

Pantalón con pantalón,

Chaqueta con chaqueta,

Vestidos con vestidos,

Camisetas, buzos, blusas,

Overoles de trabajo manchado,

Cobijas con cubre lechos,

Tenis con zapatillas

Y el resto,

los mixtos de ropa de más gusto del cliente,

En los burros de hierro

Que los sostuvieron

Las veinticuatro horas del día,

Los siete días de la semana,

Los doce meses del año.

 

VIII

 

Al siguiente día,

Apresurado, llegué a la lavandería,

Con sudadera puesta,

Llevando el recibo verde

Para quedarme al frente del mostrador,

Transitado de bichitos sin hogar,

Para avisar mi presencia,

Con un saludo a viva voz.

 

La señora me recibió

Mostrando su sincera sonrisa,

Para entregar el recibo doblado,

Al ver, la almacenista vio el recibo,

Para que lo buscara en el almacén de ropa,

Para que divisara el consecutivo,

Para que sacara el paquete,

Para regresar el mostrador,

Para mostrarme el resultado del proceso

De lavado y secado de las prendas

En manos expertas.

 

Revisé mi ropa,

Limpia, pulcra, planchada, bien tratada,

Saqué el dinero de mi pantalón dril suave,

Entregué a la señora en frente del mostrador,

Como pago por el servicio,

Saqué mi ropa colgada en ganchos plásticos,

Envueltos por bolsas plásticas transparentes cubre vestidos,

Agradecí sonriente,

Ella me devolvió con su humilde sonrisa.

 

Salí del establecimiento,

Sin saber que el dueño, el prensista

No aparecía más,

Al lugar de sus esfuerzos,

Donde confío mis prendas

En manos expertas.

Deja un comentario

Archivado bajo Colombia, Cultura Colombiana, Literatura, Noticias y artículos, Poemas

Poema: MILENIO DE PLATA

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

MILENIO DE PLATA

 

En mi travesía

De caminos de piedra y polvareda,

Encontré un campo de flores,

Distintas del lugar donde vine.

 

Al contemplar dicha plantación,

Decidí tocarlas con las yemas de mis dedos,

Recordando aquellas estrellas fulgurantes

Pasando por río lácteo,

Formando la figura

De aquella fémina silueteada

Que me hizo entristecer

Cuando tenía la esperanza de conquistar

El mundo mágico

De cristales plateados

Que quería proteger.

Deja un comentario

Archivado bajo Colombia, Controversia, Cultura Colombiana, Literatura, Noticias y artículos, Poemas

Poema: COMPAÑERA

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

COMPAÑERA

 

Vivir en compañía de alguien

Es vivir con algo desconocido,

Es persuadir mis acciones

Para vulnerar lo bendecido.

 

Puedo ayudar, tolerar, participar,

Mas no entender

Los sentires y pensares

De mi compañera.

 

Llega un momento

En que nuestros mares tranquilos

Se alteren con cualquier movimiento,

Como el agite brusco

De las hélices de barcos,

Sin rumbos trazados.

 

La persona de compañía

Quiere que me comporte

Como quiera que obedezca,

Pero no puedo.

 

Tengo escazas fuerzas

Para obedecer mandatos,

Solo realizo mis pocas experiencias

Para mantener mi proyecto de vida.

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Controversia, Cultura Colombiana, Literatura, Noticias y artículos, Poemas

Poema: NATURALEZA HUMANA

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

NATURALEZA HUMANA

 

Somos humanos,

Somos seres racionales,

somos seres con sentidos,

Somos seres con sentimientos,

Somos seres frágiles,

Somos seres sensibles.

 

Somos humanos,

vivimos como animales,

Vivimos consumiendo recursos naturales,

Vivimos con nuestras fortalezas y debilidades.

 

Somos humanos,

Hechos de carne,

Huesos,

neuronas,

Células,

Sangre,

Agua;

Materias diferentes.

Materias desconocidas,

Almas indescifrables.

 

Es naturaleza de cada hombre y mujer:

Manifestar ideas,

Expresar ideas,

Respetar ideas,

Tolerar ideas,

Imponer ideas,

Destruir ideas.

 

Es naturaleza de cada hombre y cada mujer:

Tomar vocería de los demás,

Siempre y cuando ellos y ellas

Llegan con sus decisiones

En búsqueda de comunes acuerdos.

 

¿Cómo diré que somos humanos,

si no represento a la humanidad?

 

Difícil,

No estoy en épocas románticas

De pocos habitantes,

Estoy en épocas turbulentas

De aumentos exagerados

De pensares impostores.

 

Soy diferente de los demás

En mi pensar,

En mi sentir,

En mi manera de comportar,

En mi manera de expresar.

 

Pero cada hombre y cada mujer

No escucha,

No tolera,

No respeta,

No comprende,

Siempre interpreta,

Siempre exagera,

Siempre juzga

Ante mis acciones y pensares.

 

¿Cómo entender a la naturaleza?

Si cada hombre y mujer

Impone,

Defiende,

Acusa,

Altera.

 

Aquellos tiempos

De convivencia con el ecosistema

Con el respeto hacia seres vivos

Con dejar el respiro al planeta vivo,

No quedaba rastro,

Sólo aquellas literaturas,

Cuyas nostalgias hacen que cada hombre y mujer

Añora,

Recuerda,

Imagina;

Generando nostalgia,

Tristeza,

Desolación,

Frustración.

Deja un comentario

Archivado bajo Colombia, Controversia, Debates, Literatura, Noticias y artículos, Poemas

Poema: VENDEDOR DESCARADO

Del poemario NATURALEZA HUMANA, POETA RECICLADO de Juan Carlos Quenguan:

VENDEDOR DESCARADO

 

Me ofrece un producto,

Me ofrece un servicio,

Le creo desconfiado.

 

Su sonriente rostro

Refleja ilusión,

Si accedo a sus palabras

De convicción comercial.

 

Sigo desconfiado,

Analizo su producto,

Verifico su servicio.

 

Su rostro poco a poco cambia

A algo angustiante,

Ejerciendo presión para que lo adquiriera.

 

El vendedor incentiva

Con palabras inventadas y dramatismo callejero

Que sólo entiende

Su propia sombra.

 

No me interesa el producto,

No quiero tomar el servicio

Algo salió defectuoso

Que el vendedor oculta.

 

Digo no quiero comprar,

Manifiesto no tomar,

Al rostro del vendedor

Crece su enardecimiento como mercurio,

Mostrando su instinto animal,

Del cual no puede controlar.

 

Me entristece su descaro,

Digo gracias,

Saco mi cuerpo.

El descaro se convierte en lamento.

Deja un comentario

Archivado bajo Colombia, Controversia, Cultura Colombiana, Debates, Literatura, Noticias y artículos, Poemas